Alberto busca relanzar su gobierno con gobernadores desde La Rioja

Superar la crisis política, salvar la coalición gobernante e intentar remontar la derrota sufrida en las elecciones primarias del domingo pasado. Eso son los objetivos con los que el presidente Alberto Fernández llegará a la reunión que mantendrá hoy con un grupo de gobernadores peronistas en la ciudad de La Rioja.
El duro fracaso del oficialismo en las urnas el pasado 12 de septiembre derivó en los últimos días en una crisis en el corazón de la coalición gobernante que tuvo como protagonistas oponentes al presidente Fernández y a su vicepresidenta, Cristina Kirchner. 
Con denuncias seriales de ministros y funcionarios kirchneristas y luego una durísima carta abierta, la presidenta del Senado le reclamó al jefe de Estado inmediatos cambios en el Gabinete nacional a la luz del derrape electoral del domingo anterior. Esa renovación del equipo de ministros cuajó recién anoche, después de frenéticas jornadas que el país transitó con un gobierno prácticamente paralizado.

Parada a la riojana

Tras el anuncio de los nombres del nuevo gabinete, hoy el presidente Fernández viaja a La Rioja para liderar una cumbre con gobernadores peronistas, a quienes les pedirá ayuda y respaldo para afrontar lo que viene.
El encuentro fue promovido y organizado por los mandatarios de Catamarca, Raúl Jalil; San Juan, Sergio Uñac, y La Rioja, Ricardo Quintela. También Juan Manzur, quien finalmente será el nuevo jefe de Gabinete nacional.
Además, fueron invitados Jorge Capitanich (Chaco), Mariano Arcioni (Chubut), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Gildo Insfrán (Formosa), Sergio Ziliotto (La Pampa), Omar Perotti (Santa Fe), Gerardo Zamora (Santiago del Estero).
Anoche corrió una versión de que también había sido invitado a la reunión el salteño Gustavo Sáenz, pero nadie del entorno del gobernador confirmó si hoy será de la partida en La Rioja.

Primer respaldo

Los gobernadores fueron el primer sostén en el que se recostó Alberto Fernández cuando se desató la crisis política del Gobierno. El miércoles, horas después de que presentaran la renuncia los ministros y funcionarios que responden a Cristina Kirchner, desde el entorno del Presidente comenzaron a buscar apoyos dentro del peronismo, el sindicalismo y los movimientos sociales, y difundieron que un nutrido grupo de jefes provinciales se había comunicado con Fernández. Muchos de ellos luego hicieron público su apoyo a través de las redes sociales.
Entre otros, quienes lo llamaron fueron Ricardo Quintela (La Rioja), Sergio Uñac (San Juan), Gustavo Melella (Tierra del Fuego), Juan Manzur (Tucumán), Omar Gutiérrez (Neuquén) y Alberto Rodríguez Saá (San Luis).
Sumado a esto, el jueves hubo dos fotos que generaron suspicacias. Alberto Fernández recibió en Olivos al sanjuanino Sergio Uñac y al tucumano Juan Manzur. En un primer momento dos se mostraron reticentes a sumarse ahora al Gabinete. Dijeron que quieren quedarse en sus provincias para fortalecer la campaña rumbo a los comicios generales de noviembre y no perder capital político. Para ingresar al gabinete luego de las elecciones, pidieron garantías: quieren que el ofrecimiento que les hizo el jueves Fernández sea refrendado personalmente por los otros dos referentes de la coalición, Cristina Kirchner y Sergio Massa. Finalmente, anoche, Manzur aceptó el cargo.
El primer cambio en el equipo presidencial se informó ayer con la salida del vocero, Juan Pablo Biondi, uno de los más apuntados por la vicepresidenta. 
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...