Constelaciones familiares: buscando el mandato familiar y su alcance

Decisiones que se repiten, pese a que los resultados no son positivos, caminos que llevan siempre al mismo destino, y no somos capaces de advertir. A veces, en la vida se carga con formatos, patrones familiares que sin querer -incluso sin conocer- se repiten.

Candelaria del Río es especialista en Constelaciones Familiares. Ella ofrecerá un taller el próximo 26 y 27 de noviembre en Salta, un encuentro para promover la sanación del alma. Así como ella lo explica, las constelaciones familiares son una herramienta que ayuda a resolver traumas, bloqueos y miedos.

"Muchas veces podemos vivir situaciones del presente que se hacen reiterativas. Por bloqueos, miedos, a veces una forma de sentir que es demasiado exagerada con respecto a lo que estas viviendo en el presente. Eso puede estar reflejando una trauma que ha quedado en el sistema familiar", explica Candelaria en su encuentro con El Tribuno.

Esta profesional de las constelaciones recuerda que a esta técnica la creó Bert Hellinger. "El hizo un aporte con estas herramientas que sirven para tratar estos traumas", agregó .

Fue Bert Hellinger "quien descubre ciertos órdenes a lo que él llamó los órdenes del amor y cómo a veces estamos en una lealtad inconsciente, hacia algún miembro de la familia que podamos haber conocido o no , a veces de tres generaciones atrás. En esa lealtad estamos reviviendo esa historia", explicó Candelaria.

 

 

Consultada sobre quiénes pueden constelar, y ser parte de estos encuentros y talleres, la terapeuta explicó que las constelaciones las puede realizar cualquier persona. "Con adolescentes en los general se trabaja con los padres. Es lo recomendable desde los 18. En el caso de los menores mi consejo es trabajar con los padres", explica Candelaria, ya que advierte que estos encuentros requieren de un compromiso real, y también porque se tiene que ver cuál es el nivel de conciencia de la persona que está constelando. "Debe haber un compromiso en lo que se está por tratar y, por supuesto, un interés particular", agregó.

Para constelar cada persona tiene que tener en claro qué es lo que se quiere trabajar y qué conciencia tiene al respecto de lo que le pasa. "En ese sentido el trabajo se puede aprovechar más cuando se está en un lugar responsable desde lo emocional", explicó la guía de este proceso, que también recomendó realizar una constelación cada 6 meses. "Las constelaciones tienen un proceso emocional de 6 meses, y se debe dejar pasar ese tiempo para un próximo encuentro. Hay que dejar pasar ese tiempo porque se movió en el plano energético y del alma, y eso lleva un tiempo, para ver cómo se evolucionó", agregó.

 

Quiénes no deben constelar

La especialista advierte que si bien no hay riesgos a la hora de constelar, es recomendable tomar ciertas precauciones con las personas con enfermedades psiquiátricas, como bipolaridad, psicosis y otras situaciones que requieren el apoyo de un psicólogo.

 

 

Candelaria agregó que en el caso de las personas con trastorno de personalidad, hay que ver el tratamiento que la persona está haciendo. "Cuando se constela con personas de estas características, recomiendo que el psicólogo esté de acuerdo con el encuentro de constelar, es quien tiene que ver si su paciente está disponible para poder hacer este movimiento de emociones", detalló. Para que estas personas puedan ser parte de estos encuentros y talleres es importante el trabajo de equipo, incluso es mejor que esté acompañada por sus familiares o terapeutas. "Para todos este es un crecimiento espiritual, es para personas que pueden mirar sus asuntos desde otro punto de vista", agregó.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Vida y tendencia

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...