Estudiantes dieron un abrazo simbólico por la carrera de medicina en la UNSa

Estudiantes de diferentes años de la carrera de Medicina de la UNSa realizaron ayer un abrazo simbólico al edificio de Ciencias de la Salud para pedir por la creación de una Facultad propia. La medida de reclamo se da días después de que el Consejo Superior se negara a tratar el tema en la Asamblea Universitaria convocada para el próximo 14 de octubre.
La protesta fue en apoyo a los docentes y al personal universitario de Medicina, que demanda mejoras en sus condiciones de contratación y ser parte de una facultad autónoma. Los alumnos expresaron que la falta de respuesta por parte de las autoridades a estos planteos pone en peligro el normal desempeño de la carrera.
La carrera hoy depende de la Facultad de Salud y el pedido para que sea independiente convocó a un importante número de estudiantes, sobre todo de los primeros años.
Hicieron propio el reclamo de los docentes por la demora en llamar a concursos para cubrir formalmente los cargos, los años que se mantienen como contratados y la falta de un lugar físico propios. Aseguraron que la “inestabilidad laboral” marca el dictado de las diferentes materias.
“La tardanza en la sustanciación de los concursos regulares y la negativa frente a la petición por la apertura de una facultad propia son solo algunos de los motivos que ponen en riesgo el desempeño normal de las actividades de la carrera”, expresó Bárbara Mariano, estudiante del último año de la carrera.
La joven, rodeada de un gran número de compañeros, leyó un comunicado y dijo que la amplia convocatoria del encuentro refleja la importancia del pedido. “Esperamos una respuesta favorable, tanto para nosotros como para nuestro cuerpo docente y administrativo. Estamos agradecidos a la Facultad de Ciencias de la Salud por el lugar que le brindaron todos estos años a nuestra carrera. Medicina funciona en Salta desde el año 2015 como sede de la Universidad Nacional de Tucumán y desde 2022, como carrera propia de la Universidad Nacional de Salta. Dentro de la Facultad de Ciencias de la Salud se ofrece una formación académica a unos 500 alumnos aproximadamente”, expresó. 

La estudiante manifestó su preocupación por las irregularidades que ven en el dictado de la carrera y agregó que sienten una incertidumbre muy grande porque no saben qué va a suceder. 
“Queremos aclarar que desde la UNT (Universidad Nacional de Tucumán) la carrera está asegurada. Ahora bien, nosotros queremos que desde la UNSa se asegure el cursado”, dijeron.


El jueves de la semana pasada se vivieron momentos históricos en la quinta sesión del Consejo Superior de la UNSa, cuando se convocó a la Asamblea Universitaria para octubre próximo. 
Pero el órgano deliberativo que integran referentes de los docentes, directivos y estudiantes dejó fuera de los temas que se discutirán en la asamblea la creación de la Facultad de Medicina, tema que había propuesto el Rector Daniel Hoyos y reclamaban los docentes y alumnos de la carrera.
La creación de cualquier facultad debe ser tratada por el Consejo Superior y el rector había impulsado que el pedido sea incorporado en el temario de la próxima Asamblea Universitaria, pero su moción quedó desestimada. 
De esa manera, la propuesta que sí aprobó el Consejo Superior para el temario incluyó el pedido de creación de las facultades regionales, pero no la solicitud de creación de la Facultad de Medicina. 
Eso desató un fin de semana intenso con fuertes declaraciones de la comunidad universitaria en donde el la composición del Consejo Superior estuvo en el centro de la tormenta.
Médicos docentes y ahora también estudiantes, salieron a argumentar las razones por las que era necesario el tratamiento. Las principales razones a las que se refirieron se vinculan con la necesidad de mantener autonomía en la carrera.
También plantearon que es fundamental manejar los llamados a concursos para cubrir formalmente los cargos, tener un presupuesto propio, poder aspirar a contar con un edificio propio y comenzar a delinear una cultura institucional propia.
La carrera se creó como una extensión aúlica de la universidad de Tucumán. Hay docentes que desde ese año son interinos porque no hubo concursos, es decir, que no tienen la misma estabilidad laboral que el resto del cuerpo docente de la UNSa.
Algo similar sucede con los denominados PAU (Personal Administrativo Universitario), que actualmente son solo dos para una matrícula superior a 500 estudiantes. 
En el abrazo simbólico también se destacó que la carrera no tiene espacio específico propio y que compartir aulas genera distintos inconvenientes organizativos.
 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...