Por las altas tasas de interés no recomiendan sacar un préstamo personal

Argentina está atravesando un momento delicado y de alta volatilidad económica. El proceso inflacionario registra cifras récord profundizando aún más la crisis que vive el país. Este contexto complica la decisión de los personas de acceder a un crédito bancario tradicional porque las tasas de interés están muy altas.

Entonces, ¿es un buen momento para tomar un préstamo personal? La respuesta de Álvaro Pérez, contador especialista en finanza y director de la consultora Finex, fue categórica: "No es un buen momento para tomar un crédito personal con tasas que superan el 150%".

Y agregó: "Si podés decidir, o sea, si no tenés la urgencia de necesitar un crédito bancario, no es momento de tomar un préstamo con esas tasas, pero a su vez, es un buen momento para endeudarse si la tasa es baja (o sea si está subsidiada)".

La Tasa fija del Costo Financiero Total (CFT) que existe en el mercado bancario ronda entre los 150 y 180%. Esa diferencia depende de varias cosas: del perfil crediticio del individuo, del plazo que elija para pagarlo -a mayor cantidad más se paga de intereses- y por supuesto de la entidad financiera.

"La tasa de interés tiene que ver exclusivamente con el riesgo que existe. Es por eso que a mayor plazo, mayor es el riesgo que existe entonces es mayor la tasa. Además, si vos sos una persona que tiene cheques rechazados o a incumplido compromisos, tu tasa va a ser mucha más cara. Entonces, ¿a qué tasa están dispuestos a prestarme plata? Lo que los bancos analizan es que el primer año empató con la inflación, pero el segundo año o el tercero piensan que la inflación va a ser mayor porque el plazo es más extenso y hay más incertidumbre", expresó Pérez.

Simulación

Por ejemplo, para sacar un préstamos por $100 mil, para pagar en 12 meses, siendo cliente premium y acreditando el sueldo en la entidad bancaria el Costo Financiero Total con IVA es del 145,27% y la cuota pura es de $12.201. Si no acredito mi sueldo la tasa sube al 150,84% y la cuota pura se va a $12.312.

Si somos clientes de una cartera general pero cobrando nuestro sueldo en ese banco, la tasa aumenta al 174,25% y la cuota sube a $12.758. Sin depositar los haberes en ese banco el CFT llega a los 183,54% y la cuota pura es de $12.927.

Presión tributaria

Según un informe del Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y Latinoamericana (Ieral) de la Fundación Mediterránea encargado por la Asociación de Bancos Argentinos (Adeba) la suma de impuestos municipales, provinciales y nacionales terminan encareciendo en un 44% los préstamos bancarios en promedio.

La presión tributaria sobre la actividad bancaria creció en forma sostenida desde 2009. Eso explica el porqué el país tiene el porcentaje de préstamos más bajo en la región que está en torno al 10% del PBI.

De acuerdo al informe, el aumento del CFT se debe a producto de gravámenes como el IVA, impuesto a los débitos y créditos bancarios, impuesto provincial de sellos, impuesto provincial sobre los ingresos brutos y la tasa municipal por inspección de seguridad e higiene.

Aumento de tasas

El Banco Central de la República Argentina aplicó una fuerte suba de tasas de interés para calmar las expectativas de inflación. En este contexto Álvaro Pérez expresó que la medida será "efectiva" en la posibilidad que se cuente con un plan y que ahora el Gobierno tiene que realizar un ajuste en la economía.

"No va a ser efectivo si no coordina políticas, pero yo no creo que la medida de meter más tasa sea consistente a largo plazo para el formato de pensamiento de la administración nacional. Este Gobierno está haciendo lo que hizo Macri, y fue cuestionando de manera muy fuerte por ese sector, que es subir la tasa de interés fuerte para bajar la inflación. Macri tenía la tasa al 80% porque eso genera caída de los niveles de actividad, pero eso tiene que ser sostenido en el tiempo y acompañada por políticas fiscales congruentes", expresó.

Álvaro Pérez aclaró que hay que tener menos déficit fiscal, tener una política monetaria o sea sin asistencia del Banco Central al Tesoro Nacional.

"La inflación genera una ficción nominal. ¿Qué quiere decir esto?, que vos sentís que tenés un montón de plata y te la querés sacar de encima, sentís que te quema. Entonces, empezás a gastarla y eso es malo porque después se corta. El consumo cayó un 6,8%. Es un escenario complejo", finalizó.

Fuerte suba de los créditos en pesos

Según un informe de First Capital Group, la línea de préstamos personales en julio creció $32.252 millones (3,8% mensual), encadenando su vigésima cuarta suba consecutiva; y el saldo total acumulado subió a $880.125 millones, con un crecimiento interanual de 64,2%, contra los $536.102 millones del mismo mes de 2021.
En cuanto a las líneas de créditos hipotecarios, crecieron 2,5% con respecto al stock de $336.899 millones del mes anterior, acumulando un saldo total al cierre de $345.347 millones y una suba interanual de 43% en términos nominales.
Las operaciones con tarjetas de crédito registraron un saldo de $1.650.615 millones, $40.108 millones (2,5%) por encima de junio; y un crecimiento interanual de 66,8%.
La línea de créditos prendarios presentó un saldo de la cartera a fines de julio de 2022 de $375.404 millones, 135,4% más que los $159.495 millones de fines del mismo mes de 2021, y ocupó así el primer lugar en crecimiento entre las distintas líneas de préstamos y se consolidó como la gran ganadora del año.
El saldo total de préstamos en pesos al sector privado alcanzó en julio un nivel de $5.737.968 millones, con una suba de $303.840 millones (5,6%) con relación al mes anterior y de $2.547.146 millones (79,8%) respecto a un año atrás.

 Entidades no bancarias

Los créditos otorgados por los Proveedores No Financieros de Crédito (PNFC), lo que encuadraría a las Fintech y entidades no bancarias, crecieron también 20% a precios constantes en el segundo semestre de 2021, mientras que los usuarios se elevaron un 21% más en el mismo período, según el informe semestral que elabora el Banco Central.
El financiamiento otorgado por las tarjetas de crédito no bancarias aumentó un 13% en términos reales en el mismo período, lo que implica que tienen la mayor participación en el total (55% a fines de 2021). El resto de las opciones brindadas por las entidades crecieron 30% en valores constantes, sobre todo por la suba de los préstamos personales.

Datos a tener en cuenta

Costos: Se recomienda siempre verificar cuál es el Costo Financiero Total (CFT) del préstamo, ya que incorpora todos los ítem vinculados a la tasa. 

Plazos: La mejor opción, al momento de sacar un crédito, es poder hacerlo en el menor plazo posible, pero luego de evaluar la capacidad de pago.

Monto: Cuánto se va a pedir es clave. No hay que pedir dinero extra por las dudas. Se recomienda solo pedir el dinero que realmente se necesita.

Simular: Antes de avanzar con un crédito se debe tener el ejercicio de simular los préstamos en distintos bancos para elegir la mejor opción.

Analizar: Antes de sacar un préstamo se tiene que analizar su finalidad y capacidad de pago para no generar atrasos que encarezcan el crédito.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...