En los últimos días, vecinos de Salta capital, General Güemes, El Bordo y Campo Santo se quejaron del inusual color rojo o amarillo de las llamas de las hornallas de gas o del piloto de calefones, muy distante del azul que indica que la combustión se realiza de manera normal.

Esta situación se registró también en la ciudad de San Miguel de Tucumán, donde numerosos usuarios efectuaron consultas sobre el tema.

Desde Gasnor señalaron que las mediciones registraron un mayor índice calorífico, pero que se encuentra dentro de los parámetros normales y que no reviste peligro alguno.

“Se detectó que el poder calorífico es más alto de lo habitual, pero está dentro de lo normal, entre las 9.300 y 9.100 calorías. Ello no implica ningún tipo de peligro”, señaló Elio Hernández, de Gasnor.

Indicó que la causa de la situación está relacionada con el proceso de extracción y procesamiento del gas realizado en Tartagal.

“El gas que se extrae del pozo contiene líquidos y gases butano y propano. Cuando hay mucha demanda, sobre todo en invierno, ocurre que no son extraídos todos los gases butano y propano del gas destinado a la distribución. Entonces quedan algunos residuos que inciden en los índices caloríficos”, destacó Hernández.

Agregó que no es la primera vez que se produce esta situación y que probablemente se haya repetido en todos los sitios provistos por Gasnor con gas domiciliario. No obstante, se trata de una situación transitoria.

Alarma en Güemes

En General Güemes la situación generó gran alarma entre los vecinos de la ciudad y de las localidades de El Bordo y Campo Santo.

Las consultas comenzaron hace dos semanas, ante el temor de que el color de las llamas pudiera indicar una mala combustión y la liberación de monóxido de carbono.

Personal de Gasnor realizó controles en varios domicilios e informó que las mediciones fueron normales. “No se detectó ningún índice fuera de lo normal”, afirmaron.

No obstante, recordaron que las viviendas deben contar con los sistemas de ventilación correspondientes y obligatorios para prevenir cualquier tipo de accidentes.

“Desde TGN, la empresa encargada de transportar el gas natural, contestaron que el envío se realiza con total normalidad y que la situación tendría que ver con algún tipo de suciedad presente en el gasoducto, ya que en Santiago del Estero y Tucumán se registraron casos similares a los de Güemes”, afirmaron desde la oficina de Gasnor en esa ciudad del Valle de Siancas.

Sin embargo, Elio Hernández desmintió esta versión. “De ser así se trataría de un problema permanente y no pasajero, como lo estamos viendo”, dijo.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...