Ayer por la tarde, el cabo de la Policía de la Provincia, Luis Alberto Arancibia, transitaba por avenida Tavella a la altura de las carpas de ropa usada, alrededor de la 19, cuando pudo divisar como dos motochorros le arrebataban la cartera a una mujer que caminaba por el lugar. Fue entonces, que emprendió una arriesgada persecución que terminó en barrio Don Santiago, en inmediaciones de la ruta provincial 26.
Arancibia logró atrapar a uno de los malvivientes con quien forcejeó, pero en un momento, al escapárcele de las manos recibió un disparo en la espalda a la altura de la clavícula con un arma del calibre 22. Es así que lograron escabullirse en la populosa barriada y desaparecer. Ahora son intensamente buscados por la Brigada de investigaciones.
El policía mal herido quedó tendido en el suelo, hasta que llegaron los refuerzos que rastrillaron la zona sin resultados positivos. Arancibia se encuentra internado en la clínica Cenesa, pero deberá ser trasladado mañana al hospital San Bernardo para ser intervenido quirúrgicamente ya que el proyectil tras un largo recorrido por el cuerpo del damnificado quedó alojado en uno de sus codos.
Los primeros datos indican que los delincuentes se movilizaban en una motocicleta de 110 cc color roja y que tendrían entre 20 y 25 años de edad.
Vecinos del lugar contaron con mucha preocupación, que este tipo de hechos “antes veíamos que ocurría en las grandes ciudades como Buenos Aires, pero hoy en día, lamentablemente ocurren en Salta a diario”.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...