Más de 70 hectáreas se quemaron sobre las laderas de los cerros ubicados al costado de la ruta provincial 33, en El Nogalar, que forma parte de la Quebrada de Escoipe en Chicoana. El cálculo lo hizo el personal de Bomberos Voluntarios de El Carril, quienes catalogaron a este episodio como el de mayor magnitud en la zona en lo que va del año. Se descartaron pérdidas materiales y riesgo en viviendas aledañas.
Fue un trabajo fue intenso para los bomberos que empezaron su labor a las 7.30 y pasadas las 17 lograron sofocar el fuego. “Cuando llegamos ingresamos al cerro, pero el fuego empezó a avanzar y el acceso fue difícil. El viento cambió de dirección y complicó la situación”, explicó Daniel Chocobar, bombero voluntario de El Carril, a El Tribuno. Aunque en las primeras horas de la mañana se controló el fuego, el cambio de viento hizo que el incendio se expandiera.
“Las llamas tomaron otra envergadura y nos desbordó, por eso tuvimos que alejarnos y esperar un poco para volver a trabajar”, comentó Chocobar.
El peligro se intensificó cuando las llamas alcanzaron la ruta provincial, por la que se va hasta Cachi, y cayeron piedras y ramas ardidas sobre el asfalto. Para asegurar la circulación del tránsito, el paso de los autos fue intermitente hasta pasadas las 18.
Pasadas las 18.30 una grupo de diez personas trabajaron en la ladera posterior del cerro para sofocar otras áreas. El cuerpo de bomberos realizó una guardia de cenizas hasta las 20.
Los bomberos mencionaron que el lunes se observó un foco de incendio mucho más lejos de la zona, pero creen que por la intensidad del viento se expandió hasta El Nogalar.
“Este fue un incendio grande. Aunque el mes anterior teníamos incendios forestales todos los días, éste superó a todos por la magnitud”, explicó el presidente de la Asociación de Bomberos de El Carril, Gonzalo Bazán.
La tarea requirió una autobomba de 2.000 litros, un carro hidrante de 1.000 litros, más el trabajo de unos 15 bomberos de El Carril. También participaron cuatro bomberos de Rosario de Lerma y la Brigada Forestal de Defensa Civil de Salta.

 

“Perdí unas cabras por el fuego”


Cuando las llamas tomaron mayor dimensión en El Nogalar, los bomberos asistieron a una vivienda ubicadas en la parte posterior del cerro que da a la ruta provincial 33.
Antonina y Rafael viven en esa casita y dialogaron con El Tribuno sobre el incendio. “Más temprano el humo tapaba todo, pero por suerte a nosotros no nos pasó nada”, explicó la mujer de 65 años, que vive hace más de una década en el lugar.
“Mis cabras, que eran unas 20, andaban sueltas y hasta ahora solo volvió una. Quizás, al resto, las agarraron las llamas”, explicó Antonina, quien recordó que hace “muchísimos años hubo un incendio fuerte en la zona”.
Gonzalo Bazán, bomberos de El Carril, destacó: “Asistimos esa vivienda por seguridad, pero las llamas estaban lejos. Las casas que están en los alrededores nunca corrieron riesgo”.
Desde Defensa Civil informaron que el pasto de la zona, una especie que se quema en los bordes pero que conserva la temperatura en el centro, requería un trabajo más intenso para que, por el viento, no haya nuevos focos de incendio en los alrededores.
 

 


.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...