“Dale campeón, dale campeón...”. River sigue de fiesta. River sigue levantado copas y sigue ratificando su regreso a las competencias internacionales. El último campeón del fútbol argentino “volvió a las pistas”. River es el supercampeón argentino. Una semana después de haberse quedado con el título de Torneo Final, levantó el trofeo de la temporada 2013-14.

Se lo ganó en un mano a mano a San Lorenzo, en la provincia de San Luis, con el único tanto de Germán Pezzella, que le dio el triunfo y la doble consagración al equipo de la banda roja. Con el triunfo sobre el ciclón, el equipo de Ramón Díaz clasificó a la Copa Sudamericana 2014 que comenzará a disputarse en agosto, adjudicándose la plaza con este nuevo cetro (enfrentará a Godoy Cruz, según el sorteo de la competencia internacional). Y, de yapa, jugará en diciembre la supercopa con el campeón de la Copa Argentina.

River cerró el semestre de una manera espectacular, levantando dos trofeos en una semana, de esos que se le venían negando desde hace tiempo. Lejos quedaron en el tiempo aquellas épocas nefastas y amargas, el descenso de categoría hace tres años y las interminables postergaciones. A la renovación institucional (la llegada de Rodolfo D'Onofrio a fines del año pasado) le llegó una atmósfera futbolística diferente, con otros aires y parte de la mística y la mentalidad ganadora que lo llevaron a cosechar títulos en las épocas doradas.

¿El partido? Bien, gracias. Dentro de un contexto de tensión, chatura futbolística y escasez de emociones, fue el millonario el que siempre inquietó con más profundidad en las cercanías del arquero Torrico.

El equipo de Ramón Díaz hizo opción del oportunismo y acertó un pleno a los 27 min, cuando Pezzella, quien había ingresado en el primer tiempo en reemplazo del lesionado Jonatan Maidana, interceptó de cabeza el centro de Lanzini en el área, tras una pelota detenida, y superó el intento de Torrico. En los últimos cinco minutos, San Lorenzo fue por el empate, con el ingreso de Martín Cauteruccio por Emmanuel Más y solo inquietó a River con centros al área que fueron bien resueltos por Barovero, la figura del partido.

El equipo de Ramón Díaz fue eficaz y de esta manera, en un partido discreto, obtuvo una victoria que extiende su buen momento en el 2014.

 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...