¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

22°
2 de Marzo,  Salta, Centro, Argentina
PUBLICIDAD

Deben definir si sigue el plan que recupera a adictos que delinquen

En la Justicia venció un programa piloto que se creó en 2013. Salta es pionera en el país.El 50% de las personas que ingresó al sistema dejó las drogas y evitó una condena.
Lunes, 10 de julio de 2017 01:44

La Justicia debe definir si continúa o no un programa que posibilita a las personas que delinquen por su adicción a las drogas cambiar condenas penales por un tratamiento que los recupere. El plan piloto que se creó en 2013 por un año y medio ya venció. Los jueces de la Corte salteña tendrán que analizar el futuro de los denominados Tribunales de Tratamientos de Adicciones (TTA), también conocidos originalmente como Tribunales de Tratamientos de Drogas (TTD). Salta es pionera en la Argentina en ofrecer este sistema para las personas que tienen acusaciones por delitos con penas inferiores a tres años, siempre y cuando se compruebe su problema con los estupefacientes.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

La Justicia debe definir si continúa o no un programa que posibilita a las personas que delinquen por su adicción a las drogas cambiar condenas penales por un tratamiento que los recupere. El plan piloto que se creó en 2013 por un año y medio ya venció. Los jueces de la Corte salteña tendrán que analizar el futuro de los denominados Tribunales de Tratamientos de Adicciones (TTA), también conocidos originalmente como Tribunales de Tratamientos de Drogas (TTD). Salta es pionera en la Argentina en ofrecer este sistema para las personas que tienen acusaciones por delitos con penas inferiores a tres años, siempre y cuando se compruebe su problema con los estupefacientes.

Los salteños que se postularon a este régimen tenían causas por robo, hurto calificado, daños y lesiones, amenazas, violación de domicilio y desobediencia a la autoridad.

En la Ciudad Judicial ésta experiencia piloto fue adoptada solo por los juzgados 4 y 5 de Garantías. Las personas que cumplieron al pie de la letra con el tratamiento y otras medidas alcanzaron el nivel de egresados. La primera colación se realizó a fines del 2015.

El juez de Garantías 4, Diego Rodríguez Pipino, remarcó que para los TTA se aplican las reglas de los juicios de suspensión a prueba. "La otra pauta fundamental es que sea adicto a una sustancia. Lo primero se verifica con las constancias de la investigación penal y para lo segundo existen protocolos de actuación".

El magistrado agregó que por los TTA se sellaron acuerdos con las áreas de Salud y Adicciones del Ejecutivo provincial.

Más de 20

En ese juzgado se postularon 21 personas para los TTA, pero tras un proceso de selección se admitió a 13. Ocho personas no fueron recibidas porque no respondían a la normativa del régimen.

De los 13 participantes que ingresaron al programa de TTA, siete no lo concluyeron, es decir, el 50 por ciento.

"Una vez que pasaron el filtro, se suspende el proceso penal, es decir se congela la acción penal y se supedita su continuidad al cumplimiento de las reglas de conductas que se fijen", explicó Rodríguez Pipino.

Los participantes

Una dupla terapéutica, integrada por psicólogos y asistentes sociales, trabaja junto al juez en el seguimiento de las personas con adicción; también acompañan los defensores y las fiscalías.

"Yo entré sin tener confianza, pero gracias al equipo completo he llegado a creer en el tratamiento. Es posible cambiar y dejar los malos hábitos, te dan la posibilidad de vivir", expresó uno de los jóvenes egresados de este sistema.

Su testimonio forma parte de un video que tiene la Justicia sobre los primeros egresados de los TTA.

En un informe de El Tribuno el 7 de junio se expusieron los cambios en los modus operandi en la venta de droga en los barrios. En muchos casos utilizan a chicos adictos para la entrega de los estupefacientes.

"El TTA no se trata de un fuero específico para juzgar delitos de narcotráfico, sino de una medida procesal en aquellos casos en los que la repetición o la multiplicidad de los delitos tengan que ver con una adicción", afirmó el juez Rodríguez Pipino.

El magistrado dijo que, a diferencia de la suspensión de juicio a prueba común, el juez tiene un control mediato. Agregó que a través del Ministerio Público Fiscal se hacen los controles de sangre y orina para constatar que la persona no haya consumido drogas. Los cotejos son programados o sorpresivos.

Resultados

Sobre la cantidad que cumplió con todo el proceso del TTA, el juez sostuvo que es un número considerable (50% de los que ingresan). Remarcó que si se hace una proyección se evita sobrecargar el sistema carcelario y los gastos que implica una causa judicial.

Tras la experiencia de Salta, el Gobierno nacional empezó a alentar a las provincias a que incorporen Tribunales de Tratamiento de Adicción. Ese es uno de los objetivos que el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano, marcó como prioritario en el plan 2020.

Ariel García Bordón, coordinador de la Unidad de Asistencia a la Reforma Procesal Penal del Ministerio de Justicia de la Nación, admitió a El Tribuno que aún no hay jurisdicciones que hayan adoptado el programa. Esa repartición elaboró un plan piloto y ya hubo conversaciones, por ejemplo, con San Juan.

"Vamos a incentivar a las provincias a que adopten este instituto. El Ministerio de Justicia de la Nación no puede obligar a las provincias, pero sí brindar asistencia técnica", destacó el funcionario.

La Nación analizó cómo  les fue a los participantes

"Disfrutar de la libertad es lo primero que me llevó a cambiar; la libertad primero, lo segundo la salud, y lo tercero, que algún día pueda tener un trabajo, por eso es que con este tratamiento estoy sumamente agradecido". Esta es una de las experiencias de los salteños que la Subsecretaría de Política Criminal de la Nación analizó e incluyó en un documento sobre los Tribunales de Tratamiento de Adicciones (TTA).

"Hoy en día no, ya veo diferente todas las cosas, veo que sin drogarse es mucho mejor. Ya va a hacer un año y medio que no consumo", expresó otro de los jóvenes que pasó por el TTA en Salta.

El Gobierno nacional marcó algunas dificultades del tratamiento, en base a las exposiciones de los participantes.

Como punto uno, señalan "que son muchas las condiciones que se requieren para ingresar al programa: tipo de delito o que no existan causas concomitantes en otros juzgados que pudieran luego convertirse en impedimentos para promover la suspensión de juicio a prueba".

En segundo lugar hacen hincapié en que en cualquier tratamiento relacionado con adicciones, los porcentajes de altas exitosas no son elevados y muchas veces requieren más de una instancia de tratamiento. En este programa se conjugan condiciones de mucha complejidad por lo cual el número de participantes que egresan también es bajo.

El juez Diego Rodríguez Pipino, que tiene a cargo los TTA o TTD, dijo que estos no son una "panacea para todo el sistema carcelario. Es una herramienta con la que debemos contar los operadores de justicia para adecuar las respuestas, en forma proporcionada y eficiente, a los ciudadanos que demandan una respuesta del sistema de justicia".

Remarcó que el Estado no incurre en una conducta paternalista, sino en adecuarse a los mandatos constitucionales. "Las penas tienen por fin resocializar a las personas, no el castigo. Si bien en este caso no hay una condena, evitamos el efecto estigmatizante", apuntó el magistrado.

Ariel García Bordón, coordinador de la Unidad de Asistencia a la Reforma Procesal Penal, remarcó que aun cuando hay personas que no llegan a terminar el TTA, pueden lograr luego una resocialización o rehabilitación plena.

Valoración

"Un TTD es una alternativa integral a un problema que hoy por hoy no tiene una respuesta del todo acertada del Estado hacia un sector de la población que delinque a causa de una adicción", agregó el funcionario nacional.

Coincidió con Rodríguez Pipino en que "hoy los métodos que tiene la Justicia no son los adecuados. No estamos hablando de delincuentes complejos o que tienen el hábito de delinquir, sino de una persona que en base a una enfermedad, una adicción, comete un delito".

Jóvenes pobres, más  afectados por la droga

En base a los registros del Juzgado de Garantía 4 se puede deducir que los jóvenes que más están implicados en delitos por el consumo de drogas pertenecen a familias vulnerables.

La mayoría de los postulantes a los Tribunales de Tratamiento de Adicción dijo tener una fuente laboral, pero se constató que se trata de trabajos informales o por cuenta propia como albañilería, electricidad, pintura y mecánica, entre otros. De los 21 que se anotaron, solo dos eran estudiantes.

Los postulantes describieron que tenían un entorno de contención, no obstante las condiciones de sus viviendas no eran las óptimas.

"Los jóvenes pobres son los que tienen más conflicto con la ley, se puede decir en base a lo que pudimos analizar", dijo el juez Diego Rodríguez Pipino.

A nivel regional, señala el Gobierno nacional en el informe sobre los TTA, la Organización de los Estados Americanos (OEA), a través de la Comisión Interamericana para el Control del Abuso de Drogas (CICAD), viene trabajando para promover a los TTD, como una alternativa al encarcelamiento.

"Por medio de un programa de tres años, la OEA está apoyando a los países interesados en promover o consolidar esta modalidad en el Hemisferio", indica el informe.

Temas de la nota

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Temas de la nota

PUBLICIDAD