#ConMisHijosNoTeMetas Marcharon en Salta para rechazar la educación sexual

La ley de Educación Sexual Integral (ESI) provoca hoy las molestias que no generó hace 12 años, cuando fue sancionada. El intento de ponerla en práctica en las escuelas, desempolvar las cartillas para dictarla -en algunos casos olvidadas en algún archivo- e intensificar la formación de los docentes en la materia despierta el rechazo de sectores que se movilizaron ayer a la tarde en Salta. 
La oposición se origina principalmente cuando se habla de igualdad de género, a la que las organizaciones del país que se denominan provida llaman “ideología de género”. 
Que el proyecto de ley para despenalizar el aborto lograra media sanción, marcó un antes y un después para la ESI. En el país cobraron fuerza organizaciones como “Con mis hijos no te metas”, nacida en Perú en 2016.
Ayer, este sector convocó a una marcha en distintas ciudades del país en contra de la ESI y, específicamente, de lo que denominan “ideología de género”. Reiteraron que se oponen a que el Congreso declare a la educación sexual como una política de orden público, tema que debe debatirse próximamente, y reclamaron que cada provincia pueda “adaptar” la materia en lugar de adoptar un programa único para los chicos de todo el país. 


En el caso de Salta, los manifestantes se concentraron a las 15.30 frente a la Legislatura provincial, desde donde marcharon por Mitre hasta Belgrano, en dirección al Monumento a Güemes. La columna de tres cuadras sumó a algunos representantes de la política y agrupaciones religiosas de jóvenes y padres.
Cerca de las 16.30 en el Monumento a Güemes los oradores de la movida dejaron ver su rechazo a la aplicación de la ESI. Durante la marcha, desplegaron banderas argentinas, pañuelos celestes y globos celestes o rosas. Desde tres camionetas acondicionadas con equipos de sonido se ofreció el micrófono a los que quisieran expresar su reclamo. 
En diálogo con El Tribuno, algunos de los participantes se refirieron a las causas que los llevaron a marchar bajo la consigna “Con mi hijos no te metas”. 
Magdalena, madre de una niña, dijo que estuvo en marchas anteriores contra la legalización del aborto. “Nos llama la atención lo que nos quieren imponer desde el Estado. Nosotros apoyamos la educación sexual vista desde la ciencia, pero no con la ideología de género. Nos quieren imponer ideologías”, aseguró durante su caminata al monumento.

“Degeneración”

Llevando parte de la cartelería que se desplegó ayer a la tarde estaba María Di Pascuo, quien opinó que espera poder seguir “amando a su hombre como toda la vida”. “No podemos destruir la familia, este es un principio fundamental de la sociedad. Quieren extinguir a los latinos, a la raza libre. Esta formación es una degeneración absoluta de nuestra infancia”, afirmó. 
“Me parece escandaloso implantar la ideología de género en las escuelas”, advirtió Norma. La mujer, que enseña en la escuela de Formación Profesional en Villa Mitre, consideró “espantoso” que se les dé la opción a los niños de elegir sobre su sexualidad. “Como padres y docentes debemos orientar a los niños. No dejarlos al libre albedrío, porque eso es el qué me importa”, planteó. 
“La ideología de género es igual a implantar basura ideológica en las escuelas. Lo siento así como docente”, dijo. Finalizó expresando que la educación tiene algo que ver “con Dios”, porque la naturaleza crea un hombre y una mujer, no un “más o menos”. 
Entre los manifestantes también estuvo Juan Cornejo, de 26 años, que no es padre pero acompañó a sus amigas a la movilización y comentó que era su segunda marcha. 
“Hay mucha gente marchando por esto”, destacó, a la vez que demostró su disconformidad con las representantes feministas y las acusó de “querer matar a sus propios hijos”. 

 

 

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...