Fuimos a un Mundial sin técnico

Decepcionante por donde se lo mire. Fuimos a un Mundial si técnico, con un personaje que vendió más de lo que ofreció. Un tipo que se dejó manejar el plantel por los mismos jugadores, un tipo que viajó por el mundo a ver jugadores que ni si quiera utilizó en cancha, un verdadero fiasco como entrenador. Todo eso fue Jorge Sampaoli, un personaje que llegó al mando de la Selección argentina por intermedio de una dirigencia que nunca evaluó a quién contrató. 

Sampaoli fue solo una figurita en el Mundial. No le aportó nada a esta campaña. Nunca repitió el mismo equipo. Sobrevalorado por donde se lo mire para alguien que gana 7 millones de dólares anuales como técnico de la Argentina.

Se fracasó desde el principio, con un empate frente a una desconocida Islandia, una derrota catastrófica frente a Croacia y el triunfo “esperanzador” frente a Nigeria solo sirvió a modo de “camuflaje” para una triste selección que terminó de sucumbir frente a Francia.

El hombre de los siete millones de dólares anuales solo sirvió de pantalla para un equipo que fue manejado por los mismos jugadores desde adentro.

Increíblemente, hasta se lo pudo observar en un encuentro preguntándole a Messi si ponía o no a Sergio “Kun” Agüero. Un tipo sin personalidad pese que ante los medios se mostró con un temperamento de ideales definidos y de “morir con la suya”, pero nada de eso ocurrió. Quizás fue el técnico que más recorrió el “corralito” en el banco de suplente en la historia y hasta festejó desaforadamente un penale que le dieron ante Islandia que luego falló Messi. Un personaje que no mostró nada y defraudó a todo un pueblo.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...