Zambrani intentó eliminar comprometedores mensajes

Los investigadores de la División Homicidios de la Policía de la Provincia que declararon ayer en el juicio por el femicidio de Paola Mariana Álvarez graficaron que la noche que desapareció la joven se registraron extraños movimientos de los vehículos de los padres de Santiago Alfredo Zambrani, el principal implicado en el hecho. Un oficial de esa unidad refirió que el acusado intentó eliminar búsquedas y posteos que hizo en las redes sociales, antes y después de que se perdieran los rastros de la víctima.

Otro de los policías hizo un relato pormenorizado de las actuaciones que realizaron desde que se recibió la denuncia de la desaparición de Paola, el 6 de mayo de 2017. El oficial señaló que tres días después Alfredo Francisco Zambrani, padre de Santiago, se comunicó con la Policía para poner a disposición a su hijo con el compromiso de se presentaría ese día en la comisaría de barrio Autódromo. Sin embargo el imputado no concurrió a la dependencia policial. Según el investigador, el mismo 9 de mayo Zambrani envió un mensaje a un amigo, donde le contaba que estaba con su madre, Amelia Inés Huergo, y un técnico en informática, al que habían acudido para eliminar búsquedas y posteos en las redes sociales. A partir de este dato los pesquisas interpretaron que el imputado intentó suprimir elementos de prueba y modificar información comprometedora de su celular. El oficial destacó el posteo realizado en su Facebook, el 8 de mayo a la madrugada, a través del cual insinuaba que Paola estaba muerta, cuando hasta ese momento nadie hablaba de homicidio. También en esa jornada le envió mensajes a dos amigos y a familiares de la joven advirtiendo que se quitaría la vida. El acusado, según el testigo, acompañaba los textos con una foto de él y Paola.

Para reunir las pruebas que expuso el policía dijo que se realizaron búsquedas en la red Google entre el 1 y el 2 de mayo de 2017, a partir de las siguientes frases: "Qué es dopar a una persona", "Qué pasa si alguien toma seis pastillas para dormir", "Cuánto dura el efecto de una pastilla para dormir", "Qué es el diazepán", entre otras. Cabe remarcar que la autopsia determinó que Paola fue estrangulada luego de consumir un cóctel de pastillas y alcohol.

Otro elemento que aportó el investigador fue el registro de llamadas solicitado a la empresa de Movistar sobre al celular del imputado. Apuntó que de allí surgió que hubo un vacío de comunicaciones entre las 23.57 del 5 de mayo y las las 2.59 del día 6, cuando Zambrani se conectó con el celular de su madre. El efectivo de Homicidios remarcó, además, que Zambrani mintió cuando declaró que el 5 de mayo buscó a Paola en su moto en el barrio Solidaridad. Indicó que las cámaras de seguridad ubicadas en barrio Autódromo, donde tenía su domicilio el acusado, lo detectaron ese día conduciendo la camioneta Amarok color blanco de sus padres.

El oficial manifestó que cuando la hipótesis del homicidio de Paola Álvarez cobró forma se hicieron numerosos rastrillajes en diferentes puntos de la provincia: diques, cerro 20 de Febrero, cortadas de ladrillos en las localidades de El Bordo y General Güemes, entre otros.

Cómo localizaron el cadáver

Para definir los puntos de búsqueda y la posible distancia del recorrido realizado para ocultar el cadáver de Paola Álvarez en el sitio donde finalmente lo hallaron, los investigadores se basaron en las tres horas de vacío comunicacional registradas en el celular del imputado Santiago Zambrani y en los sitios que él solía recorrer, de acuerdo a sus publicaciones en Facebook. 
De acuerdo con la acusación fiscal, la joven de 21 años y madre de una nena de dos años fue asesinada en la casa que Santiago Zambrani alquilaba en barrio Autódromo. Lo que se sospecha es que a Paola le suministraron un coctel de pastillas y alcohol y que aprovechando su estado de indefensión la estrangularon. Luego, para lograr impunidad, Zambrani habría trasladado el cadáver de la joven en la camioneta Amarok y lo arrojó a un precipicio.
Durante la audiencia ayer también se presentó un informe vinculado a la verificación de cámaras de seguridad del sistema de Emergencias 911. Las imágenes no registraron a Paola Álvarez, la madrugada del 6 de mayo, saliendo por avenida Autódromo para tomar un remis o un colectivo, como relató el imputado. Las cámaras sí detectan una camioneta blanca, similar a la de la familia Zambrani, saliendo por la avenida Autódromo, pasada la medianoche. Luego se ve un vehículo parecido circulando por la avenida Patrón Costas, alrededor de las 1.25. El rodado pasa nuevamente por la misma arteria, ya de regreso, a las 3.33. En tanto que a las 7.25, la misma camioneta blanca pasa nuevamente por la avenida Autódromo y dobla por la calle Ramón Valdez, donde residía en 2017 el acusado. Luego, a las 7.41 se observa el paso del remis gris de la familia Zambrani por la misma avenida Autódromo, rumbo a la casa del imputado. Finalmente, poco después, a las 7.44, las cámaras registraron al remis y a la camioneta Amarok cuando se alejan del lugar.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...