Un exintegrante de la congregación Instituto Discípulos de Jesús de San Juan Bautista presentó en la justicia canónica un intercambio de chats con un sacerdote que se dieron en un sitio de encuentros gays. El denunciante compareció ante monseñor José Luis Mollahan, miembro para la Congregación de la Doctrina de la Fe y adjuntó un escrito que acompaña una larga serie de capturas de pantalla.

“En los chats expresa abiertamente su condición de sacerdote. También pasa fotografías de su rostro y de sus partes íntimas además de expresar un lenguaje desagradable y vergonzoso, inapropiado para todo ser humano, más para una persona con investidura sacerdotal” , dice el texto que sumó a la acusación.

El interlocutor del sacerdote, que se identifica como cura y asegura tener un merendero en la provincia de Tucumán, es un varón mayor de edad, supuestamente arquitecto, casado y residente en Salta que afirma llamarse Fernando. En el chat , se muestra incrédulo acerca de la condición del sacerdote, quien recomienda no divulgar sus fotos.

Ex integrantes de la congregación aclaran que no se trata de un delito penal, sino de una inconducta a considerar por la Iglesia, que podría conducir a la destitución de su estado clerical.

“Un sacerdote que pierde su estado clerical ya no puede actuar como un ministro de Cristo, es decir, no puede celebrar la Eucaristía, confesar o impartir otros sacramentos”, manifiesta la Agencia Católica de Información según el numeral 1583 del Catecismo de la Iglesia Católica.

El intercambio de mensajes data de setiembre de 2019, y pertenece al sitio Grindr, para varones gays y bisexuales.

Fuente Todo Noticias 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...