Nación dictó la conciliación obligatoria y frenó por 15 días los despidos en Techint

Tras varias conversaciones desarrolladas a lo largo del día y después de un encuentro virtual entre el ministro Claudio Moroni, representantes del grupo Techint y del gremio de la UOCRA, el Gobierno dictó la conciliación obligatoria y frenó por quince días los despidos que el holding conducido por Paolo Rocca había dispuesto sobre 1.450 trabajadores destinados a obras en las provincias de Buenos Aires, Tucumán y Neuquén, paralizadas por la crisis en torno al avance del coronavirus en el país.

La decisión de la empresa había tenido un fuerte impacto mediático y provocó una dura reacción por parte del presidente Alberto Fernández, que primero aludió sin mencionarla durante su mensaje de ayer en Olivos, en el que prorrogó hasta Semana Santa el aislamiento social, preventivo y obligatorio para tratar de ralentizar el avance de la pandemia. Esta mañana, sin embargo, sí criticó en forma directa a la compañía. “Hermano, esta vez colaborá”, resaltó en alusión a Rocca, entrevistado por Radio Con Vos.

Por la mañana, la Casa Rosada convocó entonces a los representantes de Techint Ingeniería y Construcción, a cargo de las obras en las tres provincias, y de la Unión Obrera de la Construcción (UOCRA) para buscarle una solución a las 1.450 rescisiones de los contratos, que la firma argumentó por la parálisis de la actividad económica, una de las consecuencias de la cuarentena decretada por el Gobierno.

Durante todo el día, el ministro de Trabajo mantuvo conversaciones con Rocca y Luis Betnaza, por parte de Techint, y con Gerardo Martínez, el jefe de la UOCRA. Por la tarde tuvo lugar, en tanto, una reunión virtual -producto del aislamiento social-, de la que al final salió la conciliación obligatoria, que congela por dos semanas los despidos.
Desde la compañía habían argumentado que un par de artículos del convenio colectivo de trabajo de del gremio avalaban los despidos. Y que irían a volver a contratar a los trabajadores una vez que pasara la crisis desatada por la parálisis en la economía, producto de la crisis local y global por el fenomenal avance del coronavirus.

 Por la mañana, el presidente Alberto Fernández había criticado en duros términos a Paolo Rocca, dueño de Techint

 

Los despidos, de todos modos, escalaron con fuerza en la agenda mediática. Como un caso testigo. Lo que obligó al Presidente a meterse de lleno en el tema. En duros términos.

“Has ganado tanta plata en tu vida, tenés una fortuna que te pone entre los más millonarios del mundo. Hermano, esta vez colaborá, y hacelo con los que hicieron grande a tu empresa, con los trabajadores. Es uno de los casos que más me conmocionó, no es momento de hacer eso, es una falta de solidaridad enorme. Una sociedad que descarta no es una sociedad, es una perversión”, había dicho por la mañana el jefe de Estado.

Al rato, Moroni y los ministros del gabinete económico se reunieron en Olivos junto al jefe de Gabinete, Santiago Cafiero. Para analizar la evolución de las medidas tomadas hasta el momento en torno a la crisis económica que corre en paralelo a la sanitaria. Y para evaluar eventuales nuevos anuncios.

Después de eso, el ministro de Trabajo dedicó buena parte de su agenda del día al conflicto en Techint.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de Pandemia del coronavirus

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...