El trigo HB4 genera entusiasmo en Salta

La tecnología HB4 -que confiere tolerancia a estrés hídrico y salinidad, y resistencia a glifosato y glufosinato- puede representar para el cultivo de trigo en la provincia un salto en su productividad.
Se puede decir que el productor salteño es un "early adopter". Siembra directa, biotecnología, agricultura de precisión y todo lo que le pueda ayudar a incrementar la productividad en un ecosistema que presenta muchos escollos es siempre bienvenido. Es el caso de la tecnología HB4 de Bioceres que despertó interés en la zona desde que se comenzó a tener noticias de la misma.Sumar al paquete tecnológico una herramienta que permita lidiar con la variabilidad climática y, además, hacerle frente la acuciante problemática que presentan las malezas resistentes es una muy buena noticia.
En este contexto, ejecutivos del GrupoBioceres y productores salteños mantuvieron un encuentro vía videoconferencia en el que se profundizaron aspectos sobre el Trigo HB4.Claudio Dunan, director de Estrategia del Grupo Bioceres y uno de sus socios fundadores, tuvo a su cargo gran parte de la presentación de este trigo que podría significar un antes y un después en la producción del cereal en el noroeste argentino.
"Dentro del grupo de tecnologías para incrementar el rendimiento de cultivos que desarrolla Bioceres está la HB4que confiere tolerancia a estrés hídrico y salinidad a los cultivos", comenzó explicando Dunan y destacó que la misma fue desarrollada por científicos del Conicet y licenciada por la empresa en 2003y, actualmente, la desarrolla en soja, trigo y alfalfa. Luego, el ejecutivo describió el estado de las aprobaciones regulatorias, destacando que para soja solo resta la aprobación para importación en China; mientras que para trigo se espera la aprobación de mercados, la que está supeditada a la aprobación por parte de Brasil, que es un destino estratégico para el trigo argentino.

"HB4 es la única tecnología que existe hoy en el mercado con tolerancia a sequía para soja y para trigo. Es un cisne negro desde el punto de vista tecnológico, porque el mecanismo de acción no afecta el crecimiento de la planta, todo lo contrario, la induce a seguir fijando dióxido de carbono a pesar del estrés hídrico", describió Dunan y destacó que además brinda resistencia glufosinato de amonio, una herramienta de gran utilidad para el combate de malezas resistentes al glifosato."Es una tecnología muy disruptiva, ya que es resistente a glifosato y glufosinato, y brinda tolerancia a sequía", remarcó.

El ejecutivo presentó resultados de ensayos de trigo,en distintas zonas del país, que muestran importantes diferencias en los rendimientos, particularmente en regiones donde la brecha de rendimiento es muy alta. "Ahí es donde mayor impacto tiene HB4, con diferencias que oscilan entre el 10 y 25 %. Cuando hay una sequía intensa, el mecanismo HB4 protege al cultivo y se pueden dar diferencias de rendimiento de esa magnitud", dijo.
Dunan explicó que el HB4 en trigo se presentará en la variedades de Trigall Genetics -un joint venture entre Bioceres y Florimond Desprez-las cuales serán licenciadas con el gen. Estas variedades ya están siendo testeadas en zona núcleo, noroeste y algunas en el noroeste argentino, zona en la que se piensa poner foco en el desempeño del gen frente a situaciones de salinidad.
"Sabemos que en el noroeste es una de las regiones en la que tendremos más impacto por sus condiciones. Queremos trabajar juntos con los productores de la zona para avanzar en el desarrollo del trigo HB4", comentó el ejecutivo de Bioceres.

La mirada de los productores

Las condiciones agroecológicas del NOA hacen que una tecnología como la HB4 sea muy atractiva para el sistema agrícola de la región. "Somos la zona para probar esta tecnología, nuestros trigos con de sequía, venimos sufriendo en los veranos baches de déficit hídrico y nuestros suelos están perdiendo capacidad de infiltración, por lo que, independientemente de las lluvias, la tendencia es que el balance hídrico va empeorando por la propia madurez del sistema suelos", comentóJavier Martín, asesor técnico de tres de las principales empresas de la zona de Las Lajitas, y agregó que "cualquier tecnología que nos ayude a soportar esos baches es bienvenida, así que esperamos que se superen las instancias regulatorias para poder empezar a hacer ensayos concretos con materiales para la zona".

Ezequiel Moreno, asesor delGrupo Lajitas, destacó el alto potencial productivo que tiene el cultivo de trigo en la zona, pero puntualizó que el mismo se ve limitado fundamentalmente por las restricciones hídricas. "Sería muy interesante evaluar localmente la tecnología y ver cómo sería el esquema de negocios", dijo.

Por su parte, Lucas Elizalde, director de Anta del Dorado y dirigente de Federsal, manifestó: "No tengo dudas de la tecnología ni de Bioceres, habrá que ver cuáles son las variedades, el germoplasmapara la zona, pero me gustaría hacer algo con HB4, en soja y trigo, en el muy corto plazo".
Todo parece indicar que la irrupción de la tecnología HB4 en el norte del país puede permitir hacer un salto de un esquema triguero de baja tecnología - en general,apenas de cobertura- a uno de mayor productividad y con proyección de satisfacer una demanda fuerte como la que tiene los países limítrofes de la región.

¿Qué te pareció esta noticia?

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Tecnología

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...