Esperarán a la Corte Suprema para recién  avanzar con Huergo

En mayo del año pasado, el juez federal Julio Leonardo Bavio decidió pasar hacia la Justicia local la parte de la investigación sobre el empresario Matías Huergo, que implica un supuesto fraude a fondos municipales y provinciales y que salpica a ex funcionarios municipales y directivos de Aguas del Norte. Desde entonces, en el Ministerio Público Fiscal de la Provincia no pudieron avanzar con la causa porque, según explican, aún no terminan de resolverse los planteos que se hicieron contra la polémica medida del magistrado nacional.

El titular del Juzgado Federal Nº 1 de Salta se quedó con la porción del expediente relativamente menos comprometida que se sigue contra el bien contactado y prolífico emprendedor: la de defraudación fiscal.

De acuerdo a lo que señalaron a El Tribuno en la Unidad de Delitos Económicos Complejos del Ministerio Público provincial, queda pendiente un recurso de casación que presentó la AFIP ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación por la decisión de Bavio. Una vez que se defina esa apelación se podrá avanzar en la Justicia salteña o no, dependiendo el fallo, con el intrincado entramado de complicidades de funcionarios públicos que quedó en evidencia en la investigación a Huergo.

El lunes pasado, el empresario fue procesado junto a otras ocho personas, entre contadores, abogados y prestanombres, por el juez Bavio. Se los acusa de conformar una "asociación ilícita tributaria", que según la AFIP habría defraudado al Estado en más de 100 millones de pesos entre 2015 y 2018 solo con la emisión de facturas truchas.

Afuera quedó la imputación por posibles delitos de negociaciones incompatibles con la función pública, cohecho (coimas) y violación de los deberes de funcionario público con obras públicas que estaban en la causa en un principio, pero se derivaron al fuero local.

La investigación contra Huergo se inició en enero de 2018, cuando en los sistemas informáticos de la AFIP se detectaron inconsistencias tributarias de una serie de empresas salteñas, las que luego se descubrió que giraban alrededor de Huergo. A medida que avanzaron las pericias, que impulsó el fiscal federal Ricardo Toranzos y luego quedaron en manos de su par Carlos Amad, se fueron desmenuzando los nudos de la red de negocios turbios con fondos estatales. Las medidas de prueba incluyeron escuchas telefónicas y allanamientos a oficinas públicas.

La representante legal de la AFIP, Verónica Soledad Silisque, llegó al máximo tribunal luego de fallos adversos en la Cámara Federal de Salta y de la Cámara Federal de Casación Penal sobre la división de la causa dispuesta por Bavio. Desde el Ministerio Público Fiscal Federal de Salta, en ese trámite representado por el fiscal general Eduardo Villalba, siguieron igual camino, aunque no llegaron hasta la Corte.

Desde los dos organismos coincidieron en que el juez Bavio "yerra la resolución al considerar que los hechos investigados resultan escindibles" y que "tal afirmación resulta cuanto menos prematura y contraria a cualquier método de investigación del crimen organizado".

En un caso de similar dilema legal y también con Bavio de protagonista, Villalba había tenido otra respuesta de la Cámara Federal de Casación. Fue en la investigación por usura y extorsión de los préstamos "gota a gota" que manejan colombianos en la provincia. En esa causa el juez federal de Salta también había intentado dividir el proceso y derivar una parte hacia la Justicia provincial. Finalmente, Casación Federal rechazó esa iniciativa para evitar "una respuesta mucho más lenta y menos eficiente de la Justicia".

La causa que sí avanza en el fuero local

En la Justicia salteña existe otra causa contra Matías Huergo, que se remite a cuando era director de Lusal, la empresa que desembarcó en la ciudad de Salta en 2007 para hacerse cargo del mantenimiento del alumbrado público. 
El mes pasado, la fiscal penal de la Unidad de Delitos Económicos Complejos, Verónica Simesen de Bielke, requirió ante el Juzgado de Garantías 5 la elevación a juicio de la causa que tiene como imputado a Huergo, acusado del delito de administración fraudulenta. La investigadora asegura haber probado que el empresario utilizó de manera irregular fondos de Lusal y su posición como directivo para beneficiar a una de sus firmas.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...