Apolinario Saravia: familiares de los policías detenidos cortan la ruta provincial 5

Familiares de los tres policías detenidos en torno al caso del abuso policial protagonizado por el comisario Walter Mamaní, actualmente detenido, en perjuicio del joven Luciano Diez, se encuentran cortando la ruta provincial 5. Exigen la liberación del sargento Sergio Argañaraz y Julia Díaz, y el cabo Juan Giménez, quienes participaron del operativo encabezado por Mamaní, a fines de junio.

Con elementos de percusión y pancartas que dicen: "Tu familia está con vos", "No estás solo" y "Solicitamos la presencia del juez", los manifestantes, oriundos de Apolinario Saravia, bloquean la ruta que es la que comunica ahora con el norte provincial para evitar Jujuy. Reclaman que "nuestros familiares no tienen nada que ver con Mamaní. Solo estaban cumpliendo órdenes y están muy lejos de ser como él".

Piden la presencia del Procurador 

La reacción de los familiares se desencadenó luego de conocer la liberación del cabo Franco Vizgarra, quien estaba detenido por la misma causa. "De aquí no se mueve nadie hasta que se haga presente el Procurador, ya que el juez no está porque sacó licencia. Necesitamos su presencia. Lo queremos mañana a primera hora. Pensamos seguir el corte hasta mañana. No levantaremos hasta que venga y tengamos nuestros familiares policías aquí", aseguró una de las mujeres manifestantes.  

El hecho

El pasado 28 de junio, cuando el joven Luciano Diez circulaba en el vehículo de su madre sobre la avenida 9 de Julio de Apolinario Saravia, apareció una camioneta policial en sentido contrario en la que iban los policías imputados. Sin motivo aparente, de acuerdo a lo que se puede observar en los videos, realizaron disparos al aire, al parecer tratando de amedrentar al joven.

Luego, los efectivos se trasladaron hasta el domicilio del joven, donde en otro video se puede ver como Mamaní llega a la casa de quien él consideraba sospechoso y, tras llamar, se observa cómo se acerca al rodado de la señora Iris Waidelich, madre del joven, dobla la chapa patente y vuelve a ubicarse en la puerta de ingreso.

Tras los hechos la fiscal Verónica Simesen del Bielke realizó el pedido de detención, que fue ordenado por el juez Guzmán Salustros bajo la acusación de abuso de armas agravado, privación ilegítima de la libertad, falsedad ideológica y vejaciones agravadas con fines de venganza. "Mamaní ya se hizo cargo de las acusaciones. Los otros policías quedaron pegados porque tuvieron que cumplir con las órdenes del superior", dijeron familiares y vecinos.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...