Desde que el virus comenzó a circular en Salta, se ha cobrado cientos de vidas de una sociedad que todavía no parece tomar conciencia del momento crítico que está atravesando gran parte de la provincia. Se siguen realizando fiestas clandestinas, algunos testarudos todavía se resisten a usar el barbijo en forma permanente en la vía pública o en su lugar de trabajo, o bien se amontonan en cajeros automáticos sin respetar la distancia social. Cosas simples pero efectivas para bajar la circulación viral pero que, sin embargo, está costando muchísimo ponerlas en práctica, al igual que quedarse en casa si no se tiene un motivo fundamental para salir.

A todo esto hizo referencia el ministro de Salud de Salta Juan José Esteban, quien todavía se encuentra aislado por haber tenido contrato estrecho con una persona que dio positivo de COVID-19. “Lamentablemente la gente toma conciencia de la letalidad del virus cuando pierde a alguien cercano, a un amigo, a un familiar o un vecino. Ahí recién reaccionada y comienza a ser más prolijo en su cuidado. Hasta entonces no lo hace, por eso no me canso de seguir diciendo en cada nota que doy que usen barbijo, que mantengan la distancia social, que no salgan de sus casas si no es por un motivo importante, que se laven las manos permanentemente, esa es la única manera de que el virus deje de circular”, fue la primera reflexión de Esteban.

Volvió a hacer hincapié que la situación en Salta es crítica. “Yo observo una falta de responsabilidad social en este complicado momento que estamos viviendo todo en la provincia, cuando uno pierde a alguien cercano se da cuenta lo letal de la enfermedad, estamos en una situación crítica, pero vamos a seguir dando batalla, pero la gente nos tiene que acompañar, sin no lo hacen las cosas se pondrán más difíciles”, sentenció con suma crudeza.

Esteban fue muy claro en señalar que la Salud salteña ha perdido mucha gente valiosa en esta batalla contra el coronavirus. “Hemos perdidos a dos médicos como Jorge Castellani y Raúl Cáceres y eso duele mucho, eran dos personas intachables, y dos médicos con una vocación hacia su profesión envidiable; también perdimos enfermeros y enfermeras muy valiosas para el sistema de salud, todos grandes profesionales, que le han dado mucho a la sociedad, y vamos a seguir sufriendo pérdidas sino tomamos conciencia y comenzamos en serio a cuidarnos entre todos. La responsabilidad social es fundamental en todo esto”. 

Sobre la cantidad de fallecidos dijo: "No hay un defecto de cargo del registro civil sino que muchas muertes fueron asentadas como sospechosas y hay personas que murieron por neumonía y fueron catalogados como sospechoso. Hay que confirmar o descartar los que son anteriores al primero de septiembre. Son números sensibles que hay que tratarlos con la seriedad que se debe".

El ministro de Salud indicó que aquellos que sientan síntomas no vayan a un hospital o a un salita, sino que llamen el 136 o 148 que “serán atendidos y les van a indicar los pasos a seguir”; y enfatizó: “No se movilicen, tenemos que evitar que el virus siga circulando, la letalidad que está teniendo es muy alta. Nos cuidemos entre todos”. Y volvió a repetir: “Si la gente no nos acompaña esto puede ser peor todavía. Si no seguimos haciendo las cosas mal la gente seguirá muriendo en las ambulancias o en una carpa porque no se encuentran camas, por más crudo que parezca hay que decirlo”, finalizó Esteban.

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Pandemia del coronavirus

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...