El primer debate presidencial entre Donald Trump y Joe Biden inició en medio de chicanas y un ambiente combativo donde destacaron las interrupciones y los ataques por sobre las propuestas, en los distintos bloques ya preestablecidos. “Es difícil meter bocado con este payaso”, disparó el ex vicepresidente contra el mandatario.

Trump llegó al debate a la ofensiva, decidido a recuperar terreno frente a su rival, quien lo aventaja desde hace semanas en los sondeos, y defendió su decisión de llenar la vacante que dejó en la Corte Suprema la muerte de la jueza liberal Ruth Bader Ginsburg con el nombramiento de la conservadora Amy Coney Barrett.

“Nosotros ganamos la elección, y estas tienen consecuencias”, dijo Trump en referencia a la indignación de los demócratas frente al nombramiento de Amy Coney Barrett quien puede dejar la Corte Suprema en claro control de los conservadores durante décadas.

Cuando a discusión sobre la Corte Suprema viró rápidamente a la cuestión del Covid-19, Trump aseguró sin evidencia que 2 millones de personas habrían muerto si Biden fuera el presidente. 

Minutos después, Trump acusó a Biden de ser “socialista”, pero el candidato demócrata desestimó sus ataques. “El hecho es que todo lo que está diciendo hasta ahora es una vil mentira’’, se defendió el candidato demócrata. Y, en esa misma línea, agregó: “No estoy aquí para señalar sus mentiras. Todo el mundo sabe que es un mentiroso’’.

El moderador Chris Wallace le indicó a Trump que el bloque donde se abordaría el tema del coronavirus se tocaría más adelante. Entonces le preguntó al líder republicano si tenía un plan para reemplazar la Ley de Cuidado de Salud Asequible, a lo que el presidente respondió: “Primero que nada, supongo que estoy debatiendo contigo, no con él, pero está bien. No me sorprende’’.

Si bien Biden se rió en varias oportunidades de los ataques de Trump también se mostró molesto por momentos. Ante las constantes interrupciones Wallace le pidió a Trump que dejara a Biden terminar. “Amigos, ¿tienen idea de lo que está haciendo este payaso?’’, preguntó el candidato demócrata.

“Es difícil hablar con este payaso, perdón, esta persona”, volvió a señalar Biden, minutos después de haber acusado a Trump de ser “el peor presidente que Estados Unidos ha tenido”. Por su parte desde el comienzo del intercambio el candidato republicano se ocupó de descalificar a su contrincante al decir en reiteradas oportunidades que no había “nada inteligente” en él.

“Te graduaste con las calificaciones más bajas de tu clase. Nunca uses la palabra inteligente conmigo. No hay nada inteligente en ti, Joe”, lanzó Trump a Biden por criticar su respuesta al coronavirus y por decirle que necesitaba volverse “mucho más inteligente” para evitar más muertes.

Como era de esperarse el presidente de Estados Unidos fue cuestionado, en el bloque donde se abordó la temática económica, por las últimas informaciones que publicó The New York Times acerca de que en 2016 y 2017 tan sólo pagó 750 dólares en impuestos.

“Pagué millones de dólares en impuestos, millones de dólares en impuestos sobre la renta”, esgrimió Trump aunque reconoció que se valió de la “ingeniería fiscal” para pagar menos impuestos. “Sólo un estúpido no lo haría”, sentenció.

En materia internacional la tensión aumentó cuando Trump devolvió el ataque de Biden y acusó de corrupción a su hijo Hunter durante el tiempo que este formó parte de la junta directiva de una compañía energética ucraniana.

“Eso no es verdad, mi hijo no hizo nada malo”, contestó Biden, quien también tuvo que defender a su hijo de las insinuaciones que lanzó Trump en relación a su pasada adicción a las drogas. “Mi hijo tenía un problema con las drogas, pero lo superó y estoy orgulloso de él”, concluyó Biden.


 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...