Fin de semana sangriento en el norte provincial

A la ola de cruentos hechos que se vienen sucediendo en Salta, el fin de semana pasado en el norte provincial se registraron dos nuevos episodios, uno de ellos mortal. El primero ocurrió el sábado en Coronel Cornejo, donde un joven de 21 años murió tras ser apuñalado. Algunas horas después otro hombre resultó herido con un arma blanca luego de estar varias horas bebiendo alcohol con dos supuestos amigos. Este último luchaba ayer por su vida en Tartagal.

Salta atraviesa momentos de extrema violencia, niveles de inseguridad que si bien no se reflejan en portavoces de estamentos oficiales a diario afloran las salvajes acciones en los diversos rincones de la sociedad norteña. Entrentamiento entre bandos, desenfrenados ataques o muertes de mujeres en manos de algún hombre -femicidio- son algunos de los hechos que vienen acaparando los espacios en los medios de comunicación y redes sociales.

Por motivos que se investigan, el sábado por la noche Nilson Javier Valdiviezo fue agredido salvajemente por al menos dos personas, se trata de Héctor Darío Villa y Walter Esteban Andrade, quienes fueron imputados ayer como coautores de homicidio simple y, según el Ministerio Público Fiscal, negaron ser parte del cruento episodio.

Las fuentes consultadas por El Tribuno indicaron que el cuerpo del joven de 21 años fue hallando durante la mañana del domingo en la zona del gasoducto de la localidad de Coronel Cornejo, al norte de la provincia. El cadáver tenía signos de haber sido golpeado, heridas que le terminaron provocando la muerte.

En el caso intervino el fiscal penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de Tartagal, Gonzalo Vega, quien ayer imputó a los dos sospechosos por considerarlos coautores de "homicidio simple".

Más al norte

A unos 25 kilómetros, por la ruta nacional 34, desde Coronel Cornejo hasta la ciudad de Tartagal, y en menos de 24 horas, el domingo pasado un hombre de 29 años fue apuñalado y desde ese momento lucha por sobrevivir. La causa fue caratulada como "tentativa de homicidio", en un hecho que se desató en la vía pública en el barrio Nacional.

Fuentes investigativas sostuvieron que antes de llegar a la escuela que hay en la zona, en el mencionado barrio, la familia del damnificado, identificado por las fuentes con las iniciales M.C., de 29 años, llamó al 911 alertando acerca de un joven tendido en el suelo, ensangrentado.

Un vecino que al parecer fue testigo del sangriento episodio contó que durante la noche -madrugada del domingo- el damnificado había estado tomando bebidas alcohólicas junto a otros dos amigos, y en un momento determinado, por motivos que se investigan, comenzaron a discutir y el joven fue atacado con un arma blanca en su propia casa.

Lo extraño es que el joven apuñalado habría enviado un mensaje a un familiar en dos oportunidades, por la mañana y cerca del mediodía. Varias horas después ese familiar se hizo presente en el lugar, donde encontró al joven en muy mal estado. Testigos señalaron que tras haber recibido un puntazo en el estómago "vomitaba sangre".

Fue trasladado de urgencia al hospital local, donde le diagnosticaron "herida de arma blanca en zona epigástrica, con perforación de estómago, herida en páncreas y en el riñón derecho". Quedó en la terapia intensiva del hospital Juan Domingo Perón de Tartagal. Fue intervenido quirúrgicamente en dos oportunidades. Actúa en el caso el fiscal penal Gonzalo Vega.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...