Adultos del sur preparan el retorno a las clases presenciales

Los alumnos y docentes de Educación para Jóvenes y Adultos (EPJA) esperan ansiosos la vuelta a las clases presenciales para retomar, iniciar o finalizar sus estudios primarios y secundarios, según sea el caso.

El colegio para adultos se encuentra dividido en núcleos o aulas satélites y está planificado para todas aquellas personas mayores de edad o adolescentes que no lograron finalizar sus estudios primarios o secundarios dentro de la edad establecida por el Ministerio.

El supervisor del colegio de jóvenes y adultos de la zona sur, Edgardo Solaligue, contó a El Tribuno de qué manera se preparan en La Candelaria, El Tala, El Jardín y la Ciudad Termal para el retorno a las aulas en el contexto de la pandemia.

"Cuando nos visitó Roxana Dip, en la reunión que tuvimos con todos los directivos de la zona, se habló sobre la distribución de los alumnos", comenzó su relato.

"En este caso, si son treinta alumnos, se los divide en grupo de diez. Todo esto con el objetivo de respetar las distancias de un metro y medio, de igual modo es fundamental el uso de barbijos", agregó Solaligue.

En el caso de los recreos, detalló que cada vez que "salgan a los recreos, las ordenanzas van a limpiar el aula. Además está establecido que los recreos no van a coincidir, van a salir por curso en lapsos de diez minutos unos primero y luego los otros".

Otras de las modalidades que se aplicarán este año en todos los establecimientos escolares, será la colocación de carteles indicatorios.

Respecto a los turnos de asistencia, el supervisor indicó que "asistirán un grupo los días lunes, martes y viernes. El otro grupo, los miércoles, jueves y viernes" y aclaró que, "esto no significa que los viernes irán mayor cantidad de alumnos, de ninguna manera, sino que ese día la mayoría solo tienen una hora o media hora de clases, por lo que no habrá peligro de tener una aglomeración".

Vacunas y clases presenciales

El Ministro de Educación de la nación, Nicolás Trotta, aseguró que en este mes se aplicará la vacuna a los docentes.

Ante la pregunta de qué novedades tienen al respecto, Solaligue expresó: "Nos dijeron que todo depende de la cantidad de dosis que lleguen a la provincia. Nos habían dicho que en este mes nos iban a vacunar pero, hasta el momento no sabemos cuándo".

Además El Tribuno le consultó si los docentes tienen miedo de empezar las clases sin ser vacunados.

"Si se respetan los protocolos, el miedo que se siente, debe ser el mismo cuando uno va a una confitería o un lugar público, el riesgo es casi el mismo si uno va a la escuela o la calle", dijo.

"Por ejemplo, si los chicos que juegan fútbol cinco, más contacto del que hay ahí, no puede haber, entonces cuando van a las aulas, después no se puede culpar a las escuelas, sobre todo si se cumplen estrictamente los protocolos, tiene que haber clases normales", sostuvo.

La presencialidad

Por otro lado, el docente señaló que "en el caso de las clases para adultos, es importante e imprescindible que haya presencialidad. Nosotros trabajamos con los grupos más vulnerables; sumado a eso, tuvimos un año muy complicado porque no todos tienen por ejemplo teléfono e internet".

"Muchos de nuestros alumnos vienen de trabajar en las cosechas de arándano, limón o tabaco. Hay amas de casa o empleadas domésticas, son muy pocos los que tienen acceso a la tecnología", remarcó el supervisor.

Solaligue explicó que, "además no tienen el mismo ritmo de estudio que un chico, porque son personas que dejaron de estudiar hace tiempo y cuando la clase es presencial, los profesores hacen un gran trabajo motivacional, de autoestima. De no seguir así, sería un desastre. Por esos motivos es que para nosotros es imprescindible que vuelva la presencialidad, pero no necesariamente todos los días, sino como está estipulado ahora, que acudirán tres días a la semana. Invertida significa que los días que no acudan, se les dará un video o un texto para su hogar, y en la presencialidad se evacuarán todas las dudas, la clase tiene que ser tomada y utiliza da de esa manera", reconoció.

Necesitan el contacto con sus compañeros

El supervisor de la zona reconoció las necesidades de la gente.

Asimismo el supervisor Solaligue señaló que los alumnos esperan ansiosos el retorno a las aulas. “En el caso de los adultos, quieren no tan solo volver a clases, sino que necesitan estar con sus amigos, compartir o socializar. Por múltiples razones es necesario volver”.

“Si todo sigue como ahora, tranquilamente se pueden dar las clases, además la mayoría de los docentes estamos esperando volver”, dijo entusiasmado.

En cuanto a las expectativas del retorno el primero de marzo, expresó que “al menos es importante que empecemos, si después se interrumpe por la pandemia, va a ser importante que quedemos estructurados. Tenemos muy buenas expectativas, vemos que la pandemia nos ha enseñado muchas cosas, hemos aprendido otras, y los alumnos y docentes hemos adquirido en este tiempo capacidades muy importantes”.

Y destacó que “la virtualidad tenía que ingresar a la educación y los docentes realizamos muchos cursos de capacitación de las tecnologías”.

“Tenemos que mostrar todo lo que hemos aprendido el año pasado, y sobre eso, construir. Creemos que este año, vamos a tener un buen año lectivo”, concluyó. 

La educación para adultos se propone ampliar la oferta educativa a lugares donde no existe y contar con personal con capacitación específica.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...