Supuesto líder religioso, acusado de drogar y violar a dos mujeres

La indignación social volvió a brotar, esta vez en tierras cafayateñas. Según consta en una denuncia radicada por el esposo y padre de dos mujeres que habrían sido víctimas de abuso sexual, el sábado pasado fueron invitadas a la casa de un conocido "líder religioso" de esa localidad, con motivo de compartir una cena. El sujeto, de quien se investiga si efectivamente ejercía como pastor evangélico, fue acusado de drogar y violar a las mujeres, madre e hija de 13 años. En el caso intervino el fiscal penal de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Rodrigo González Miralpeix, quien imputó al sospechoso por el delito de "abuso sexual simple".

La figura de la imputación se podría agravar si es que los sabuesos certifican que el acusado ejercía la religiosidad bajo la denominación de pastor o reverendo. En ese sentido la situación del hombre de 45 años se agravaría judicialmente, mientras permanece detenido, por el momento no hay constancia a pesar de que en Cafayate lo señalan como "un conocido pastor".

Ni bien el rumor del aberrante hecho llegó a la gente en la ciudad vallista, familiares, amigos y vecinos en general no tardaron en movilizarse y trasladarse hasta la casa del presunto abusador. Carteles que expresaban "Cafayate despertate, hacé justicia", "Fuera del barrio abusador" y "Quiero justicia por mi prima", entre otros, fueron exhibidos durante la marcha del martes a la noche.

"Este tipo, violador, está tranquilamente en su casa y tendría que estar detenido, queremos justicia por mi hermana y mi sobrina, no puede ser, el barrio y todo Cafayate pide justicia. Queremos que lo detengan, no sé qué más necesita la fiscal para actuar, hay pruebas... mi sobrina y mi hermana fueron drogadas, y hay otras mujeres que también serían víctimas de este tipo", sostuvo una mujer, hermana de una de las víctimas, mientras era acompañada por un grupo de gente en la marcha que realizaron exigiendo el arresto del presunto abusador. "Este tipo arruinó la vida de una familia, abusó de una menor de 13 años que ahora no podrá dormir durante varias noche y quién sabe hasta cuándo", apuntó indignada la señora.

Lo ocurrido y la indignación de los cafayateños se viralizó por las redes sociales. De acuerdo con la denuncia del marido y padre de las víctimas, aseguró que el hombre de 45 años, de quien refirió es "un conocido pastor evangélico de Cafayate", invitó a su esposa e hija a su casa, ubicada frente a uno de los Centros Integradores que hay en esa ciudad. Ambas mujeres asistieron al lugar, según lo denunciado, invitadas por la familia del supuesto religioso. En cierto momento, y al parecer con la complicidad de la pareja del sujeto, la denuncia reza que el hombre incorporó una sustancia estupefaciente en la comida o bebida de sus supuestas víctimas.

La denuncia asegura que una vez indefensas, madre e hija fueron sometidas sexualmente por el "ministro evangélico". El denunciante radicó la denuncia en la comisaría de Cafayate, más tarde un grupo de personas entre quienes se encontraban familiares de las víctimas, es concentraron y marcharon a la casa del ahora imputado, pedían su detención.

Una nueva causa por abuso sexual se abrió en la Justicia salteña, otra vez un hombre que estaría vinculado al ámbito religioso es el sospechado y apuntado por una gran parte de la sociedad en Cafayate como el autor del aberrante hecho. Por el momento Miralpeix investiga lo ocurrido y denunciado por la gente la noche del sábado 20 del corriente mes.

¿Es pastor?

Hasta el momento la Justicia no determinó si el hombre de 45 años que fue detenido e imputado en Cafayate por el delito de “abuso sexual simple” se desempeñaba en esa localidad como líder religioso. En caso de confirmarse la figura procesal se agravará.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...