Llenar un tanque ya insume casi el 15% del salario medio

En una carrera a contramano, el poder adquisitivo de los salarios se aleja cada vez más del valor de los combustibles. Con la suba del 6% promedio que se aplicó el sábado pasado en los precios de los surtidores (la novena en lo que va del año), para llenar un tanque de 55 litros con nafta súper en la ciudad de Salta se deben invertir $5.120 y con la calidad premium, $5.863. La opción más económica representa el 14% de un sueldo promedio, que el Indec calculó en $36.246 para el último trimestre de 2020.

En general, se estima que una persona que utiliza su auto todos los días requiere un aproximado de dos tanques llenos al mes, lo que equivale cerca de la tercera parte del salario medio.

Esa desproporción, sumada a los otros costos que conlleva mantener un vehículo, explica en gran parte el descenso en las ventas que mes a mes registran las estaciones de servicio locales.

De acuerdo a los registros a los que accedió El Tribuno de la Secretaría de Energía de la Nación, en marzo pasado la comercialización de nafta premium en la capital salteña cayó un 13,7% con respecto al mismo período del año pasado, a pesar de que a fines de ese mes comenzaron a implementarse la restricciones por la pandemia del COVID-19.

En cuanto a la nafta súper, en el mes anterior hubo una caída interanual del 0,5%. Si bien prácticamente se mantuvo el nivel del consumo en este combustible, se debe considerar que muchos propietarios de vehículos que cargaban nafta premium decidieron hacer andar sus vehículos con un producto inferior. Esa tendencia se observa con más claridad en los despachos prepandémicos de las estaciones de servicio. Comparado con marzo de 2019, el consumo de nafta premium bajó un 40% el mes pasado y el de la súper un 28% en relación a dos años atrás.

En el país

De acuerdo a un reciente informe publicado por la Secretaría de Energía de la Nación, el volumen de naftas y gasoil expendido en febrero pasado por las estaciones de servicio de todo el país trepó un 5% con respecto a enero. La suba, si bien representa una mejora en los índices de despacho, no alcanza para recuperar los litros que se vendían antes de que se desatara la pandemia del coronavirus. Según el relevamiento, aun se ubican un 8% por debajo de lo sucedido en febrero de 2020.

En el segundo mes del año se despacharon de los surtidores 42.440 metros cúbicos diarios de ambos combustibles, mientras que en igual mes 2020 fueron 46.126 m3.

Temor

Las restricciones de circulación que empiezan a reflotarse por la segunda ola de la pandemia, puso en alerta al sector de los estacioneros.

"Nuestro sector fue muy castigado por la situación tan compleja que planteó este virus. Como positivo podemos rescatar que no cerraron estaciones. Pero seguimos con la guardia alta porque nuestros problemas no terminaron. Este nivel de ventas está por debajo de los valores críticos, hay estaciones con estrés financiero y el año recién comienza", sostuvo el presidente de la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha), Gabriel Bornoroni.

Cerca de los $2.000

Con el último incremento, en un año aumentó $1.827 el costo de llenar un tanque de nafta súper de 55 litros en Salta. En marzo de 2020, cargar un tanque completo salía $3.293, en las estaciones locales de YPF.

Si se hace la misma comparación con la nafta Infinia de la petrolera estatal, el incremento en un año fue de $1.864, la Infinia, ya que para el tercer mes del año pasado se requería $3.999 para llenar el tanque con el combustible premium.

.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...