Bienestar animal a la medida de la región

Para su redacción, el equipo de especialistas se basó en los principios y criterios de bienestar animal desarrollados en el protocolo europeo Welfare Quality (2009). “De los indicadores, identificamos y seleccionamos aquellos que se pudieran aplicar de forma exitosa en nuestro país y sumamos otros no considerados”, explicó Langman.

En esta línea, Racciatti detalló que se establecieron indicadores válidos, confiables y con la practicidad necesaria para que en una jornada se pueda aplicar el protocolo en su totalidad. En referencia a los indicadores que no están incluidos en el europeo, Langman especificó que son los que permiten adecuarlo al escenario local.

Con respecto a este punto, la especialista del Senasa aclaró y remarcó que para aplicar el protocolo es necesario el acompañamiento y asesoramiento de técnicos del INTA. “Es importante estar entrenado para aplicarlo con éxito”, señaló.

Del principio de bienestar animal “Buena alimentación”, se agregaron los indicadores frente de comedero disponible y la disponibilidad de los bebederos. Por su parte, el principio “Alojamiento y sectores de manejo apropiados” cuenta con otros indicadores tales como condición de anegamiento de los corrales, incomodidad por presencia de moscas, score de jadeo, provisión de recursos para reducir el estrés por calor, provisión de recursos para reducir el estrés por frío y condiciones de la zona de carga y descarga.

En cuanto al principio “Buena salud”, se sumaron los indicadores de estado ocular, score fecal, meteorización y animales que necesitan mayor cuidado. Y el principio “Comportamiento apropiado” cuenta con dos nuevos indicadores que son las vocalizaciones y el manejo abusivo.

Langman no dudó en agregar otro elemento diferenciador entre los protocolos: “Mientras el europeo sólo pone el foco en lo que sucede en los corrales, el nuestro también evalúa lo que sucede en la carga y descarga de los animales, así como en la zona de manejo en la manga. Además, contempla la evaluación del confort térmico”.

Por último, Langman concluyó: “Apostamos a brindar continuidad en el desarrollo de protocolos similares para otros sistemas productivos y otras etapas de esta y otras cadenas productivas”.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de El Tribuno Campo

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...