Luego de tres años y medio de juicio, se conocerá el veredicto que más complica a Cristina Kirchner

El Tribunal Oral Federal número dos anunciará hoy el veredicto en el juicio por la obra pública de Santa Cruz entre 2003 y 2015, por el que la fiscalía pidió para la expresidenta Cristina Kirchner la pena de 12 años de prisión como jefa de una asociación ilícita.

El tribunal, integrado por los jueces Rodrigo Giménez Uriburu, Andrés Basso y Jorge Gorini, dará a conocer solo el veredicto (inocente o culpable, y en este último caso cuántos años de pena) mas no aún los fundamentos de la sentencia. Los jueces disponen de un período de 40 días hábiles para dar a conocer los fundamentos, lo cual -teniendo en cuenta la proximidad de la feria judicial de enero- estira los plazos al primer trimestre del año próximo.

En total son 13 los imputados por dos delitos: asociación ilícita y administración fraudulenta en perjuicio de la administración pública. El juicio comenzó en mayo de 2019 y celebró casi un millar de horas de audiencias, que tuvieron su etapa más resonante con los alegatos de la fiscalía y las defensas. En caso de condena, el delito de administración fraudulenta conlleva además la pena de "inhabilitación especial perpetua" para ocupar cargos públicos.

"Una absoluta mentira"

La vicepresidenta Cristina Kirchner señaló que "todo lo que se dijo es una absoluta mentira, al criticar al Poder Judicial en la previa de la sentencia en el juicio de la causa de la obra pública, en la que se la acusa por supuestos delitos de corrupción.

"Se violaron todas las garantías constitucionales, todo lo que se dijo es una absoluta mentira, y el juez que instruyó esta causa, con las mismas obras y denuncias, había dicho que no era competente", expresó en referencia a Julián Ercolini. Reiteró que la Justicia construyó "la imagen de un ladrón", y aseguró que, al terminar su mandato, contaba con "los mismos bienes por los que ya había sido investigada tres veces": "Cuando dejé la Presidencia volví a la misma casa donde vivía antes", subrayó.

"Durante todo el juicio, que duró tres años, "todas las pruebas dicen que es una absoluta falsedad el querer involucrarme como presidenta de la República, porque se está diciendo que hubo dos presidentes jefes de una asociación ilícita durante tres gobiernos democráticos, es imposible", planteó Fernández de Kirchner en declaraciones a Folha de San Pablo.

En la misma línea, agregó: "En el Sur se investigó, hubo sobreseimiento, entonces cuando se violan todas las garantías y el juez dice una cosa, cuando había dicho otra, -a partir de las denuncias del gobierno de Macri-, es evidente que va a haber una condena". Por otra parte, desmintió su vinculación laboral con el empresario, Lázaro Báez, dueño de Austral Construcciones e imputado en el juicio de Vialidad, aunque admitió que era amigo del expresidente Néstor Kirchner. "No fue socio, uno es socio cuando uno tiene un contrato de sociedad. Era amigo de Néstor, no amigo mío, como otros amigos empresarios", afirmó.

Alberto denunció a jueces, funcionarios y empresarios

El presidente Alberto Fernández apuntó ayer contra empresarios, exfuncionarios, jueces y fiscales que habrían viajado juntos en un vuelo privado a lago Escondido, y anunció que solicitará que se investigue esa situación y su financiación. En un mensaje en cadena nacional, el jefe de Estado subrayó que "lastima la democracia ver la promiscuidad antirrepublicana con la que se mueven algunos empresarios, algunos jueces, algunos fiscales y algunos funcionarios", y aseguró que "es hora de que empiecen a rendir cuentas por sus conductas". "Desde el inicio de mi gestión he advertido sobre la existencia de sótanos que la Argentina fue sosteniendo a lo largo de los años. Me comprometí a eliminarlos para garantizar una democracia más plena, profunda y auténtica", aseguró en el inicio del mensaje.

De acuerdo con la visión del jefe de Estado, los involucrados habrían cometido diversos delitos, entre ellos "percepción de dádivas" e "incumplimiento de deberes de funcionario público".

"Pusimos fin a los operadores y mesas judiciales. Los servicios de inteligencia dejaron de deambular por pasillos de los tribunales. Las escuchas de opositores al poder de turno del Estado desaparecieron por completo. Los órganos de fiscalización y recaudación estatales no volvieron a usarse en perjuicio de eventuales críticos al gobierno", agregó. En un mensaje de menos de 5 minutos señaló que "algunos días atrás, un diario de alcance nacional dio a conocer detalles de un viaje que habría realizado un grupo de jueces, fiscales, ex funcionarios públicos y exagentes de la Agencia Federal de Inteligencia, en un avión privado, hasta lago Escondido".

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Nacionales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...