El taxista quien el martes circulaba de contramano por la avenida Santa Fe y provocó el accidente en el que murió Leonela Noble, de 22 años, y dejó 5 heridos, dijo que se desvaneció y no recuerda nada.
Fuentes judiciales informaron hoy que así lo declaró el viernes Rubén Darío Botta al ser indagado por la jueza de instrucción porteña Silvia Ramond, en el Hospital Fernández, donde está internado y detenido con custodia policial.

“No me acuerdo de nada”, le dijo el taxista a la jueza en una indagatoria que se prolongó hasta pasadas las 20 y donde, según las fuentes, el imputado no aportó demasiado.
Siempre según los voceros judiciales consultados, Botta formalizó ante la jueza lo poco que alcanzó a decirle a la policía el día del hecho, al ser detenido. Dijo que se desvaneció y sufrió una descompensación por ser un paciente diabético.

Si bien es cierto que algunos transeúntes agredieron y golpearon al taxista después del accidente, Botta permanece internado en el Fernández justamente por padecer un pico de hipoglucemia.

Ahora, la Justicia tiene diez días para resolver su situación procesal y definir si lo imputa por homicidio y lesiones culposas o dolosas.
La causa está radicada en el Juzgado de Instrucción 21 que estaba siendo subrogado por Ramond, pero que la semana próxima volverá a estar a cargo del juez Alberto Baños.

El informe médico será clave para determinar si es cierto que Botta sufrió una descompensación por su diabetes el día del hecho.
El episodio ocurrió el martes al mediodía en la esquina de Santa Fe y Montevideo, del barrio porteño de Recoleta, en momentos en que había un intenso tránsito vehicular y peatonal en el lugar.
Un taxi Ford Focus que transitaba por la avenida Santa Fe hacia el lado de Palermo pasó a circular de contramano por los carriles que van en sentido contrario, hacia la avenida 9 de Julio.
 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...