La comisión directiva de Boca recibió en las últimas horas la renuncia del tesorero de la institución, Jorge Sánchez Córdova, quien dejó vacante su cargo al estar en desacuerdo con las exigencias económicas de Juan Román Riquelme para la renovación de su contrato, que se suma al alto costo del vínculo que el club aceptó pagar cuando Carlos Bianchi aceptó volver a tomar la dirección técnica del equipo.

En declaraciones al periodista Oscar González Oro en radio La Red, Sánchez Córdova explicó el estado de situación de la negociación del enganche con el club. “Riquelme está pidiendo una mezcla entre el dólar blue y el oficial. Boca ha pagado siempre hasta ahora en dólar oficial, no podés pagar de otra manera y además las finanzas de Boca no dan para pagar más allá del dólar oficial aunque se pague en pesos”, dijo.

Mientras tanto, el jugador dejó entrever, quizás como modo de presión, que el próximo lunes sería el último entrenamiento en Casa Amarilla.

Más buitres que nunca

El presidente de Boca Daniel Angelici admitió que la renovación del jugador Juan Román Riquelme no se terminó de cerrar por la cotización del dólar, aunque se mostró optimista para que el ídolo continúe en el club. El dirigente explicó que “se ofreció un contrato al valor del dólar oficial con topes a futuro”, y detalló que “Riquelme pretende que no suceda lo del último contrato, que con un tope ganó la mitad de lo que había firmado”.

En ese sentido, Angelici dejó en claro el temor porque el fallo del juez Thomas Griesa afecte a corto plazo la cotización del dólar en nuestro país y, por consiguiente, el club se enfrente a un gran problema al momento de afrontar sus compromisos.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Debe iniciar sesión para comentar

Importante ahora

cargando...