El generador del hospital San  Bernardo, al límite

Si bien las áreas críticas, como la terapia y el quirófano del hospital San Bernardo pudieron funcionar con el viejo grupo electrógeno durante las cuatro horas y media que duró el apagón ayer por la mañana, El Tribuno supo que la tensión que había en el centro hospitalario era tremenda por el recalentamiento de los generadores. Hubo alivio recién con la vuelta de la luz y en los pasillos se escuchaba a médicos y enfermeros decir que "con una hora más de corte el sistema no hubiera aguantado y la historia sería otra".

En enero pasado, la Provincia le había prometido al San Bernardo un nuevo grupo electrógeno con el doble de capacidad que el actual y supuestamente estaría instalado hasta febrero. Lo cierto es que ayer solo funcionó el viejo equipo y estuvo al borde del colapso en el hospital referente del norte del país.

Oficialmente le dijeron a este diario que "el nuevo equipo que va a abastecer de electricidad también al tomógrafo provincial debe estar llegando", pero que en enero se había puesto en funcionamiento un refuerzo de menor capacidad dando a entender que este sigue disponible. Pero según supo El Tribuno, el generador de refuerzo se había alquilado sólo por unos meses.

A pesar de todo se conoció que afortunadamente no hubo ningún damnificado en el hospital por el corte de energía. En la mañana se atendieron 37 pacientes, de los cuales 10 quedaron internados entre la guardia y el shock room, las 14 camas de la terapia estaban ocupadas y durante el apagón se pudieron terminar sin inconvenientes cuatro cirugías. Otros cinco pacientes fueron asistidos con respiradores de forma normal.

Reporte oficial

Los hospitales de Orán, Joaquín V. González y Metán fueron los últimos que lograron restablecer el servicio eléctrico, según datos proporcionados por Prensa del Ministerio de Salud.

Ayer por la tarde, a las 16, en Orán había vuelto la luz, pero como se cortaba cada 40 minutos decidieron comprar más gasoil y volver al grupo electrógeno por el riesgo que significaba para los pacientes internados. Salvo estos casos, desde Salud, aseguraron que el resto de los hospitales de la capital y el interior de la provincia, incluso el San Bernardo, anduvieron muy bien con sus grupos electrógenos. "Salieron a comprar gasoil y en ningún momento se corrió riesgo alguno", afirmaron.

“Funcionó correctamente”

En contrapartida a las versiones sobre el recalentamiento de los generadores, Daniel Márquez, responsable del servicio de Higiene y Seguridad laboral del hospital San Bernardo, señaló que “ayer entre las 7.07 hasta las 11.30 en el establecimiento funcionó el grupo electrógeno propio -que tiene una capacidad de 300 kVA- correctamente y dentro de los parámetros esperados”.
No obstante, recalcó que el hospital necesita de manera urgente un equipo nuevo, debido a que el centro sanitario fue creciendo en los últimos años sin tenerse en cuenta el grupo generador de electricidad. 

“Estamos con un grupo electrógeno de 2007, es decir, 12 años en los que hubo un crecimiento importante en equipamiento médico, aires acondicionados y demás”, precisó Márquez, agregando que fue una “ventaja” que el corte se haya producido un día domingo y no en la semana, cuando el consumo es mucho mayor. 
 

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...