El drama de una argentina varada en Bolivia: está embarazada y duerme en la calle con su hijo de 4 años

A fines de 2019, Fernanda Guadalupe Parta Arias (20) decidió dejar la provincia de San Juan, donde vivía junto a su mamá y su hijo Isaías Nahuel Parta (4), para irse a probar suerte a Bolivia con su pareja Alfredo Chispe, con quien salía desde hace tres años.

A su hermana, Carina Parta (28), la noticia le cayó mal. “No me gustaba esa relación: era tóxica”, dice en comunicación con Infobae.Desde ese momento, sostiene, perdió contacto con Fernanda. Sin embargo, hace unos días volvió a saber de ella. Las novedades la descoloraron: su hermana menor, que tiene un retraso madurativo, estaba embarazada de seis meses y durmiendo en la calle.

A comienzos de 2020, Fernanda comenzó a sentir malestar en el cuerpo, cansancio y mucho dolor de cabeza. Decidió pasar por la farmacia y compró un test de embarazo. Las dos rayitas le confirmaron su sospecha. Cuando se lo comunicó a su pareja, dice, su reacción no fue buena. “Al día siguiente me dijo que se iba a trabajar y no volvió nunca más”, cuenta Fernanda acerca de la reacción de Chispe.

Sola, con un nene de 4 años, y un embarazo recién confirmado, la mujer decidió que lo mejor sería regresar a su provincia. “Cuando estaba averiguando los precios de los pasajes a San Juan, me pilló la cuarentena y no pude salir de acá”, recapitula en charla con este medio.

En ese momento, Fernanda estaba trabajando en una casa de comidas pero, a raíz del confinamiento estricto, el lugar cerró. “Me quedé sin trabajo. Sobreviví con los ahorros que tenía. Dormía en un hotel, pero en junio me quedé sin dinero y sin lugar donde vivir”, agrega la joven de 20 años que, desde entonces, está en situación de calle con su hijo de cuatro años.

Desde que confirmó que estaba embarazada, Fernanda nunca pudo hacerse un chequeo médico. “Me querían cobrar 250 bolivianos la consulta (N. de la R.: 2500 pesos, aproximadamente) y, 250 bolivianos más, por la ecografía. ¿De dónde voy a sacar ese dinero si apenas tengo para comer?”, dice.

Mientras dormía en la calle e intentaba disimular la angustia frente a los interrogantes de su hijo (“Mami, ¿por qué estamos acá? Quiero ver a la abuela”) Parta Arias intentó pedir ayuda en el Consulado de la República Argentina que está en Cochabamba. “Fui varias veces. La última fue el miércoles 29 de julio. Me dijeron que no me volviera a presentar porque no estaban entregando ayuda a nadie. Es más, la chica que me atendió me dio de su bolsillo 50 bolivianos”, explica Fernanda.

Con frío y varias amenazas de sacarle a su hijo, Fernanda Guadalupe Parta Arias está sobreviviendo gracias a la solidaridad de los vecinos. Durante las últimas horas tras conocer su historia, Jorge Ferrufino, se ofreció a darle alojamiento en su casa hasta que puedan ubicarla en un avión y traerla de regreso al país. (Infobae)

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Internacionales

Últimas Noticias de Pandemia del coronavirus

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...