Luz verde al préstamo para ampliación del San Bernardo

La Cámara baja otorgó luz verde al proyecto de ley que autoriza al Poder Ejecutivo a contraer un empréstito con Fonplata (Fondo Financiero para el Desarrollo de la Cuenca del Plata), para ejecutar el proyecto Ampliación y Refuncionalización del Hospital San Bernardo.
La ley, que pasó en revisión al Senado, prevé la obtención de financiamiento externo mediante la suscripción de un contrato de préstamo por 20 millones de dólares, y la afectación de recursos provinciales por US$ 8.365.110, en concepto de contraparte local.
Faculta al Ejecutivo para garantizar el pago de todas las obligaciones que asuma la Provincia de Salta en el marco del contrato de préstamo ARG-XX/2020, con fondos provenientes de la coparticipación federal de impuestos, o el régimen que en el futuro la sustituya, hasta la cancelación definitiva del préstamo.
El diputado informante, Javier Diez Villa, destacó que se trata de un préstamo con condiciones ventajosas para la provincia y marcó distancia de los tomados por la gestión anterior.
De esta manera, el legislador oficialista hizo alusión al Fondo de Reparación Histórica (FRH) y al del Bicentenario, por los cuales la actual administración provincial inició una etapa de refinanciación de la deuda millonaria en dólares. 
Diputados del interior destacaron la importancia del centro sanitario que funciona en la Capital, pero plantearon la necesidad de que la mirada también abarque a los hospitales del interior.
El préstamo con Fonplata para las obras en el San Bernardo prevé una tasa de 3,25% anual, tres años de gracia y se deberá pagar en un plazo improrrogable de 15 años, con amortización en cuotas semestrales, consecutivas y, en lo posible, iguales.
Esta fuente de financiamiento con destino específico surge como consecuencia de la gestión realizada por el Gobierno provincial ante autoridades nacionales para ejecutar una obra estratégica en el ámbito de la salud pública. 
La obra es fundamentada la necesidad de fortalecer la infraestructura hospitalaria existente, dotar al San Bernardo del equipamiento adecuado y ampliar la capacidad de atención en alta complejidad.
Se contempla construir tres nuevos edificios o bloques dentro del predio en el que se encuentra actualmente situado y en funcionamiento el hospital. En el primero de los bloques, denominado crítico, se construirá la nueva unidad quirúrgica, que incluirá cirugía mayor y cirugía ambulatoria, las unidades de terapia intensiva, coronaria y quemados, y de terapia intermedia. 
En el segundo se edificará la nueva central de esterilización y el tercero se construirá con la finalidad de reemplazar la superficie de la actual administración del nosocomio. Allí también se prestarán servicios de atención al público, docencia, investigación, entre otros fines. 
Se prevén dos nuevos ejes circulatorios, uno público y otro técnico, y una playa de maniobras y estacionamiento de aproximadamente 4.000 metros cuadrados para ambulancias y proveedores.

Ley de plasma

Durante la sesión virtual de treces horas, que arrancó el martes a las 17 y finalizó a las 6 del miércoles, la Cámara baja puso fin a la incomprensible puja que se venía manteniendo con el Senado por imponer criterios legislativos sobre la ley de plasma.
La Cámara de Diputados, por ser cámara de origen y al insistir por segunda vez, convirtió en ley el proyecto que impulsaron los diputados Manuel Godoy, Esteban Amat, Gonzalo Caro, Germán Rallé y el senador Jorge Soto.
La donación de plasma de pacientes recuperados de COVID-19 (PCR) es sumamente necesaria para asistir a los pacientes más complicados por la pandemia del coronavirus. 
La ley sancionada incorpora conceptos de la campaña nacional y declara a la donación de interés provincial, mientras que el proyecto del Senado promovía la donación voluntaria,
El Senado insistió ayer con el proyecto que aprobó en julio para promover la donación voluntaria de sangre para obtención de plasma de pacientes recuperados de COVID-19 (PRC).

Ley Silvio

Por otra parte, los diputados también convirtieron en ley la adhesión de la provincia de Salta a la ley nacional 27.548 programa de protección al personal de salud ante la pandemia de coronavirus.
La norma nacional es más conocida como Ley Silvio, en homenaje de Silvio Cufré, enfermero fallecido por COVID-19 en provincia de Buenos Aires.
La adhesión a la ley nacional fue aprobada por la Cámara baja salteña luego del escándalo que protagonizaron los legisladores alineados con el Gobierno provincial por negarse a tratar un proyecto para que se preserve a trabajadores de la salud y a través de testeos permanentes. 

Otras leyes

Durante la maratónica sesión nocturna, Diputados otorgó media sanción al proyecto de ley que establece un régimen especial de asistencia socioeconómica a personas vinculadas a actividades artísticas y culturales afectadas por la emergencia declarada por la pandemia de coronavirus. La iniciativa pasó en revisión al Senado.
La Cámara baja también sancionó la prórroga por un año de la fecha de entrada en vigencia de la ley 8097 Régimen de Responsabilidad Penal para Niñas, Niños y Adolescentes, a contar desde el 5 de setiembre de 2020. La ley ya tenía media sanción del Senado y pasó al Ejecutivo para la promulgación.
También trató el proyecto de ley para prorrogar por dos años la vigencia de la ley 7857 que declara la Emergencia Pública en Materia Social por Violencia de Género en todo el territorio de la provincia de Salta.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...