Canapino se hizo dueño del Gálvez

Agustín Canapino, con Chevrolet, se quedó con la segunda fecha del Súper TC 2000, en una jornada accidentada y emocionante de la carrera disputada en el autódromo Oscar y Juan Gálvez de Buenos Aires.
Canapino necesitó de 42 minutos, 40 segundos y 369 milésimas para quedarse con el triunfo en el Gálvez, y detrás suyo se ubicó Facundo Ardusso, con Honda, a 2 segundos y 078 milésimas, mientras que en el tercer lugar quedó Julián Santero, con Toyota, a 2 segundos y 560 milésimas.
La carrera tuvo el auto de seguridad faltando 10 minutos por un accidente, y en el reinicio Canapino -que iba segundo- fue superado por Santero, y ambos fueron a la caza de Ardusso.
Sin embargo, en una curva, Santero y Ardusso se pasaron y de atrás apareció Canapino, quien por la cuerda interna se quedó con la primera posición hasta la bandera a cuadros.
La carrera tuvo mucha estrategia, ya que los pilotos tenían la posibilidad de utilizar el “Push to Pass” (potencia al motor), y eso fue creando una competencia más interesante.
En la largada Ardusso se movió bien y dejó parados a Canapino y Santero, para quedarse con la primera colocación, y desde ahí marcó el rumbo.
Sin embargo, mientras en la punta todo era vértigo, Tomás Cingolani se pasó en una curva e impactó de frente contra las gomas de contención.
Por ese motivo ingresó el auto de seguridad, cuando faltaba poco para que se complete el tiempo reglamentario.
En el reinicio todos accionaron el “Push to Pass”, y la carrera se hizo increíble, porque Ardusso y Cantero fueron a fondo, con Canapino detrás.
Al pasarse ambos en una curva, el de Arrecifes ganó la cuerda interna y los superó a ambos, para quedarse con la punta y manejar de manera impecable hasta el final.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...