VIDEO Celebraron un ritual umbanda en el dique para agradecer, pedir salud y prosperidad

El último fin de semana, miembros de las dos iglesias umbandas que existen en Salta Capital participaron de un ritual en honor a Iemanjá, considerada Reina de las Aguas. 
En diálogo con El Tribuno, el pai Sergio de Xapana contó: “Nos reunimos en el dique Puerta de Díaz para realizar una ceremonia que consistió en poner el espejo de agua una pequeña barcaza de madera, en la que colocamos un sábalo, maíz blanco, velas, flores celeste y frutas”. Se trata de una ofrenda, un acto de agradecimiento por todo lo recibido durante el año, similar a lo que sería el ritual de la Pachamama para las comunidades andinas. La ocasión también es propicia, según la costumbre, para orar y realizar pedidos particulares y generales, como salud, trabajo y prosperidad.

 

 

Todos los 2 de febrero los umbandas homenajean a Iemanjá o reina de las aguas, una divinidad yoruba que llegó al continente americano protegiendo a las africanas esclavizadas. Ese día realizaron un ritual en el dique Campo Alegre de La Caldera y luego lo repitieron el último fin de semana en el dique Puerta de Díaz, de Coronel Moldes.


Iemanjá es la orisha (emisarios de Olodumare o Dios Todopoderoso) femenina más importante del umbandismo. También es considerada la virgen de los navegantes, la protectora del hogar, diosa de la fertilidad o madre de los peces.
Umbanda es una religión de matriz afrobrasileña que llegó con las corrientes de esclavos que fueron traficados al continente americano. Los africanos trajeron consigo su religión, sus creencias, pero debieron ocultarlas para no ser castigados. Es así que reemplazaron los nombres originales de sus divinidades con otros propios del culto católico. Por ejemplo Iemanjá, es lo que sería Stella Maris o Virgen Estrella del Mar, etc”, señaló el pai local.

 

En cuanto a este culto en la región, Xapana contó que llegó a la provincia hace unos 25 años de la mano del pai Alvaro Gómez, quien residió durante algunos años en Corrientes. Precisamente en el litoral tomó contacto con esta religión y luego de ordenarse sacerdote o jefe espiritual (pai) trajo el movimiento a Salta donde comenzó a sumar fieles.
Precisamente, el pai Alvaro contó que hay existen varias divinidades que habitan en el agua. “Son energías, entidades de pureza y prosperidad para la familia. Nosotros trabajamos con el ashé, que es la fuerza, la energía del universo, la sabiduría. Todo depende de ashé. La madre agua y la madre tierra nos dan los medios necesarios para sobrevivir, entonces lo que hacemos es devolverle de alguna manera todo eso para que nos siga ayudando. Es en agradecimiento por la vida y por todo lo que nos ayuda”, explicó.  El religioso agregó: “Salió todo muy lindo y después compartimos un almuerzo”.

 

Las primeras manifestaciones afroreligiosas llegaron a la Argentina a fines de los años 60, provenientes de Brasil y Uruguay. Hace algunos años también llegaron otras corrientes religiosas de origen africano desde Cuba e inclusive también las oriundas de Africa. En Salta Capital existen dos iglesias, una se encuentra ubicada en Bº Autódromo y está a cargo del pai Alvaro y la otra en Bª Santa Ana y es dirigida por el pai Nicolás Ogún.

 

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de vida-y-tendencia

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...