Un centenar de gauchos  honró a San Isidro Labrador

En la pequeña comuna de El Potrero una multitud se congregó para honrar a su Santo Patrono San Isidro de Labrador. Más de ciento treinta gauchos de diversos parajes del sur de la provincia se hicieron presentes en el tradicional desfile, del cual participaron también instituciones educativas, personal de la salud, integrantes de la policía infantil y varias academias de danzas.

Tras dos años de pandemia con estrictos protocolos, el pueblo pudo renovar su fe y luego del desfile compartieron el tradicional asado y locro.

"Hemos tenido la suerte de que en esta fiesta patronal nos hayan visitado gauchos que son amigos desde hace muchísimos años", expresó con entusiasmo durante el almuerzo don Cacho López, el gaucho icono del sur de Salta.

"Están presentes gauchos de El Galpón, de Gemes, de la capital salteña, de Pichanal, de Santiago del Estero, de Tucumán y también tenemos gente que ha venido desde Buenos Aires. Inclusive también vino un gaucho desde la provincia de Córdoba; Marcos Enciso, un gran peregrino de San Isidro Labrador y prácticamente se ha criado con nosotros y le hemos inculcado la tradición, el respeto, la humildad y los valores que tiene el gaucho".

Anécdota

Entre sus miles de anécdotas, contó sobre un particular encuentro con dos reconocidos presidentes; Carlos Saúl Menem y George H. Bush.

"Una vez tuve la oportunidad de asistir a una reunión donde estaban George H. Bush (padre) y en ese entonces estaba Carlos Menen de presidente. En ese momento estábamos presentes todos los gauchos pertenecientes a la Confederación de Gauchos de Argentina y en aquellos años vivía el comodoro Guiraldes, quien era presidente de la Confederación y comandante de los Mirage en las Malvinas. Entonces Bush le preguntó qué eran los gauchos, y Guiraldes le respondió que; un gaucho es aquel que ama la naturaleza, aquel que hace culto a la familia y que es un patriota. El gaucho nuestro es parecido al cowboy que tienen ustedes en Estados Unidos, pero tienen muchas diferencias con nosotros, porque el cowboy siempre anda apurado, en cambio el gaucho tiene tiempo para rezar, para bailar, cantar y para amar", recordó.

"Las huellas que los franciscanos dejaron en Potrero son justamente las imágenes de nuestro santo patrono. Había siete reliquias en América que fueron talladas bajo la dirección de los jesuitas, y se cree que ellos pasaron por la zona entre 1650 y 1700 por El Galpón".

 

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Municipios

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...