¿Quieres recibir notificaciones de alertas?

17°
22 de Mayo,  Salta, Centro, Argentina
PUBLICIDAD

Recoleta: Al peluquero lo habrían matado por cuestiones de ego

El abogado de la reconocida peluquería no encuentra otro motivo, también mencionó diferencias personales.
Viernes, 22 de marzo de 2024 02:03

Un empleado de la conocida peluquería Verdini, en Recoleta, asesinó de un tiro a un compañero y el abogado del comercio contó cuáles podrían ser los motivos por los que el hombre llevó a cabo el terrible accionar.

Alcanzaste el límite de notas gratuitas
inicia sesión o regístrate.
Alcanzaste el límite de notas gratuitas
Nota exclusiva debe suscribirse para poder verla

Un empleado de la conocida peluquería Verdini, en Recoleta, asesinó de un tiro a un compañero y el abogado del comercio contó cuáles podrían ser los motivos por los que el hombre llevó a cabo el terrible accionar.

Mientras que el asesino continúa prófugo de la Justicia, Cristian Benítez señaló: "Habían terminado el día de trabajo y eran las únicas cinco personas que estaban. Se juntaron para distenderse y después cerrar el local. Por lo que se ve en las imágenes, entiendo que había algún tipo de encono entre ellos y utilizó ese momento para descargar la ira. Otra explicación no le encontramos", explicó.

La escena sucedió en la peluquería ubicada en la calle Beruti al 3017 y quedó registrada por las cámaras de seguridad, donde se observa al grupo de compañeros reunidos en uno de los salones. De acuerdo con el abogado, la víctima, identificada como Germán Gabriel Medina, contaba un episodio de una fiesta a la que había ido y de un momento a otro Abel Guzmán sacó un arma, le disparó a sangre fría y escapó por una ventana.

En diálogo con TN, Benítez destacó que ambos eran coloristas y que el detonante del crimen "puede ser un tema de egos o cuestiones personales por cumplir la misma función".

"Se podría decir que había tensiones como en cualquier lugar de trabajo o inconvenientes, pero no más allá. No sé las cuestiones personales de él, lo que estaba padeciendo o si tenía algún inconveniente para llegar a tomar esta medida", destacó. La víctima, de 33 años, fue trasladada al hospital Fernández, donde minutos después los médicos confirmaron su deceso.

Búsqueda intensa

La Policía buscaba intensamente a Abel Guzmán, el empleado de la reconocida peluquería Verdini que asesinó de un disparo en la cabeza a su compañero de trabajo Germán Gabriel Medina. La madre de la víctima sostuvo que el crimen fue planificado y que el autor tenía una relación conflictiva con su hijo y al cometer el crimen no mostró "emoción".

"Siento mucho dolor. Nos avisó la pareja, desde la peluquería no nos dijeron nada. Creí que había sido un accidente", contó Mónica desde la puerta de su casa del partido bonaerense de Morón. Medina, de 33 años, fue ejecutado de un disparo en la cabeza en la noche del miércoles por Guzmán, quien se dio a la fuga y se mantenía prófugo.

El asesinato ocurrió alrededor de las 20, poco antes del cierre, cuando víctima y victimario compartían una cerveza con otros tres compañeros de trabajo, dos hombres y una mujer, según puede verse en imágenes tomadas por una cámara instalada en el interior del local.

En diálogo con la prensa, Mónica indicó que no conocía a Abel, pero sabían que existía una relación conflictiva: "Nunca pensamos que iba a tener esta resolución. No hubo pelea, lo mató. Pido que lo encuentren y no salga, porque esto estaba planeado, no había emoción, sabía lo que hacía", sostuvo Mónica.

 

PUBLICIDAD