Se entregó el policía García y lo imputarán por el femicidio

El principal sospechoso de asesinar a balazos a Gladys Paz se entregó ayer en el Jefatura de la Policía de la capital salteña. El policía era buscado desde el 7 de octubre cuando encontraron sin vida a su pareja, también integrante de la fuerza provincial, en su vivienda en Rosario de la Frontera.

Jorge Nicolás García se presentó por sus propios medios y quedó detenido, confirmó el Ministerio Público Fiscal. "Cumplidos los trámites de extradición, será trasladado a Rosario de la Frontera, donde será imputado", precisaron.

Se pudo secuestrar la motocicleta en la que se movilizaba y el arma reglamentaria, la que será objeto de pericias. En el caso intervienen los fiscales penales de Rosario de la Frontera, Oscar López Ibarra y Nicolás Rodríguez López.

Rodríguez López explicó que se iniciaron los trámites para su extradición a la ciudad de Rosario de la Frontera, donde será imputado por el homicidio calificado de quien fuera su pareja, ocurrido pasado el jueves 7 de octubre.

Pese a que se entregó solo, los fiscales destacaron el trabajo realizado por personal de la Brigada de Investigaciones de Rosario de la Frontera y miembros de la Unidad de Investigaciones de Homicidios del CIF, quienes estuvieron abocados a las intensas tareas de búsqueda del sospechoso.

El presunto femicidio ocurrió en una casa del barrio Carmen Salas de Rosario de la Frontera. Las pericias determinaron que Gladys Paz fue herida mortalmente con un arma de fuego. Desde ese día, García se dio a la fuga en una moto.

Hubo sospechas

En el sur provincial, familiares, amigos y vecinos de Paz realizaron dos marchas para reclamar justicia y la detención de García. Incluso pusieron en duda el operativo de búsqueda, ya que afirmaban que aparecía conectado en su estado de WhatsApp y la policía no lo podía capturar.

En esa manifestación, con banderas y carteles, recorrieron la plaza central de Rosario de la Frontera y se detuvieron en un primer momento en la sede del 9-1-1, donde reclamaron justicia y pidieron que "dejen de proteger al femicida". Finalmente, ayer García se entregó.

El femicidio de Gladys Paz también motivó el reclamo de organizaciones sociales e instituciones por la falta de políticas de prevención.

Falta prevención

La cofundadora del Instituto Jurídico con Perspectiva de Género del Colegio de Abogados e integrante de Fundación GEMA Genero y Masculinidades, Tania Kiriaco, expresó: "Políticas de prevención a nivel general no veo en cuanto a publicidad institucional con contenidos de prevención, no tan solo de femicidios sino de la violencia de género".

Añadió que no existen propagandas que difundan las líneas 911 y 144 y que si bien el Ministerio Público Fiscal puso a disposición el link https://www .denuncias web.gob.ar/ lan ding para realizar denuncias sin ir a las comisarías, no hay suficiente difusión ni campañas de concientización en los medios masivos de comunicación.

Revictimización

"En las comisarías revictimizan a las mujeres cuando van a hacer las denuncias. Por eso hay casos en los que no quieren hacerla. Eso lo saben todas las organizaciones de mujeres. Por este motivo debería haber mayor publicidad de las líneas, los medios para hacer denuncias y políticas reales pero hay un silencio por parte del gobierno", sostuvo Kiriaco.

También señaló que "falta la implementación obligatoria de Educación Sexual Integral en las escuelas que daría un paso en la igualdad de derecho desde la primera infancia".

Doce femicidios

Con el femicidio de la mujer policía Gladys Paz, ya son 12 los casos registrados en la provincia de Salta, "pero ningún organismo oficial salió a decir nada", dijo Kiriaco.

Al ser consultada sobre si existen actividades de concientización para policías, la letrada respondió: "No vi actividades de ese tipo. Nosotros con el Instituto de Género hicimos a principio de año de forma virtual pero no llega al alcance de toda la policía de Salta, sino a grupos determinados. No en forma masiva".

Mujeres policía, con dificultad para denunciar

La abogada Kiriaco sostiene que hay revictimización. 

La abogada Tania Kiriaco refirió que ha tenido conocimiento sobre casos en que las mujeres policías tenían muchas dificultades para hacer la denuncia a otro policía por violencia de género porque “eran sumariadas”. 

“Entonces dentro de la institución lo que se hace es silenciar a estas mujeres que quieren hacer la denuncia por lo que quedan en un estado de desprotección total”, dijo. 

Y añadió que hay que analizar si Gladys Paz había radicado denuncias y si la Policía dictó alguna medida de protección para ella o alguna sanción interna para el policía Jorge Nicolás García, que se entregó ayer. 

Armas reglamentarias

En abril de 2016, el Observatorio de Violencia contra las Mujeres recomendó retirar las armas reglamentarias a los policías que evidencian hechos de violencia de género. Es que desde fines de 2015 hasta abril de 2016 hubo tres femicidios perpetrados por efectivos de esa fuerza, en Tartagal, Salta y La Caldera.

“En ese momento esa fue una de las primeras recomendaciones del Observatorio ante un número significativo de femicidios con armas reglamentarias. Se solicitaba que ante una denuncia por violencia de género se le retire el arma reglamentaria al policía. El objetivo era prevenir”, expresó Kiriaco. 

Problemática social

La cofundadora del Instituto Jurídico con Perspectiva de Género del Colegio de Abogados e integrante de Fundación GEMA Género y Masculinidades manifestó que los femicidios son multicausales y que son problemas sociales y no “de pareja”. 

“Si los tratamos de forma individual hay un fracaso en las políticas públicas. Se trata de un problema social en el que deben intervenir todas las esferas del Estado”, dijo. 

Y destacó la necesidad de dar más publicidad y trabajar en políticas de prevención para que las mujeres en situación de riesgo puedan denunciar y acudir a pedir ayuda. 

Más femicidios

“Cada femicidio es una muerte evitable y hay que tener en cuenta que en el futuro vamos a tener un número significativo de niños en estado de orfandad. Hay que luchar contra este problema”, remarcó Tania Kiriaco, abogada. Salta sigue engronsando la lista de mujeres víctimas fatales de violencia de género. En lo que va del año, la muerte de Gladys Paz en Rosario de la Frontera, ocurrida este jueves, elevó la lista a 11 víctimas fatales. 

El primer caso que ocurrió en la Capital salteña fue el femicidio de Graciela Flores el 1 de enero en barrio Universitario, luego le siguió Nancy Villa a los 9 días con tan solo 14 años en Misión La Loma 2, cerca de Embarcación. 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...